Calidad de vida y funcionalidad familiar en el control glucémico en pacientes con diabetes tipo 2 en una unidad de primer nivel

17 diciembre 2023

 

 

Nº de DOI:10.34896/RSI.2023.20.19.001

 

 

 

AUTORES

  1. Dr. José Carlos García Merino. Médico Residente. OOAD Ver Sur.
  2. Dra. Estrada Duran Dora María. Médico Familiar. OOAD Ver Sur.
  3. Dra. Arlette Juliette Reyes Pintor. Médico Epidemiólogo. OOAD Ver Sur.
  4. Dr. Montes Osorio Mario German. Médico Nuclear. OOAD Ver Sur.
  5. Dr. Cervantes Suarez Alfredo. Médico Familiar. OOAD Ver Sur.

RESUMEN

Antecedentes: La Diabetes tipo 2(DT2) es un problema a nivel mundial, se estima que un total de 424 millones de adultos han tenido DT2. La funcionalidad familiar es un factor que mayor impacto tiene para lograr adecuado control glucémico en los pacientes. La calidad de vida implica la evaluación global que un sujeto hace de su vida con base en sus características personales y en factores externos.

Objetivo general: Asociar la calidad de vida y funcionalidad familiar con el control glucémico en pacientes con Diabetes tipo 2 en una unidad de primer nivel.

Material y métodos: Se desarrolló un estudio observacional, analítico, prospectivo, transversal. Aplicando 2 cuestionarios: APGAR Y EuorQol-5D(EQ-5D); considerando el control glucémico en base a hemoglobina glicosilada (Hb1Ac). En el periodo comprendido de junio 2023 a agosto 2023.

Resultados: La prevalencia de mujeres fue del 54.8% vs 45.2% de masculino. Se aplicó el instrumento APGAR observando que 72.6% contaba con familia funcional, 16.3% con familia moderadamente disfuncional y 11.1% con familia severamente disfuncional. Los resultados del instrumento EQ-5D se apreció que 91 participantes perciben alta calidad de vida vs 117 que perciben baja calidad de vida. Los valores de Hb1Ac fueron de 8.95±3.57%. Tras la construcción de tablas de contingencia, no se encontró asociación estadísticamente significativa entre las variables previamente descritas.

Conclusión: Se recomienda realizar un estudio de casos y controles para investigar factores asociados a descontrol glucémico, como sedentarismo, tabaquismo, etc., de igual forma que los pacientes cuenten con apego al tratamiento farmacológico y no farmacológico que se implementan por el equipo multidisciplinario, ayudando a favorecer el control glucémico evitando complicaciones futuras.

PALABRAS CLAVE

Funcionalidad familiar, APGAR, EUROQOL-5D, diabetes tipo 2, control glucémico, hemoglobina glucosilada.

ABSTRACT

Background: Type 2 Diabetes (T2D) is a problem worldwide; it is estimated that a total of 424 million adults have had T2D. Family functionality is a factor that has the greatest impact on achieving adequate glycemic control in patients. Quality of life implies the global evaluation that a subject makes of his or her life based on his or her personal characteristics and external factors.

General objective: To associate quality of life and family functionality with glycemic control in patients with type 2 Diabetes in a first level unit.

Material and methods: An observational, analytical, prospective, cross-sectional study was developed. Applying 2 questionnaires: APGAR AND EuorQol-5D (EQ-5D); considering glycemic control based on glycated hemoglobin (Hb1Ac). In the period from June 2023 to August 2023.

Results: The prevalence of women was 54.8% vs 45.2% of men. The APGAR instrument was applied, observing that 72.6% had a functional family, 16.3% had a moderately dysfunctional family and 11.1% had a severely dysfunctional family. The results of the EQ-5D instrument showed that 91 participants perceived high quality of life vs. 117 who perceived low quality of life. Hb1Ac values ​​were 8.95±3.57%. After the construction of contingency tables, no statistically significant association was found between the previously described variables.

Conclusion: It is recommended to carry out a case-control study to investigate factors associated with poor glycemic control, such as a sedentary lifestyle, smoking, etc., in the same way that patients have adherence to the pharmacological and non-pharmacological treatment that is implemented by the multidisciplinary team helping to promote glycemic control, avoiding future complications.

KEY WORDS

Family functionality, APGAR, EUROQOL-5D, Type 2 diabetes, glycemic control, glycated hemoglobin.

INTRODUCCIÓN

La Diabetes Tipo 2 (DT2) se está convirtiendo en una epidemia mundial, ya que se estima que para el año 2025 cerca de 300 millones de personas padecerán la enfermedad en todo el mundo1.

La prevalencia de DT2 casi se duplicó entre 1980 y 2014, pasando del 4,7% al 8,5%, y se espera que aumente otro 50% para 2045. Según la Organización mundial de la salud (OMS), la DT2 fue la causa directa de 1,6 millones de muertes, lo que la convierte en la séptima causa principal de muerte en 2016. Los pacientes con Diabetes tienen un alto riesgo de desarrollar comorbilidades crónicas y complicaciones secundarias, como neuropatía, retinopatía, nefropatía y enfermedad cardiovascular3.

Alrededor del 90% de las personas tienen la DT2, que se asocia con un exceso de mortalidad y una variedad de comorbilidades, como enfermedad cardiovascular (ECV), enfermedad renal diabética, retinopatía diabética, neuropatía diabética y muchas otras. Al causar alrededor del 52% de la mortalidad relacionada con la Diabetes, la ECV es la principal causa subyacente de muerte entre las personas con la DT24.

Según la Encuesta Nacional de Salud y Nutrición (ENSANUT) 2018-19, en menos de medio siglo, la Diabetes se ha convertido en uno de los principales problemas de salud en México. El 14.4% de los adultos mayores de 20 años tienen la enfermedad, siendo el porcentaje mayor de 30% después de los 50 años. A partir del año 2000, es la primera causa de muerte en las mujeres y la segunda en los hombres6.

Existen varios puntos de vista en cuanto al control glucémico, la American diabetes Association (ADA) propone un valor de HbA1c menor al 6.5 % para un control adecuado, mientras que la Federación Internacional de la Diabetes (IDF) propone un valor menor al 7 % que es el más utilizado para la población mexicana. La ADA propone las siguientes guías para un adecuado control de los pacientes diabéticos: Un valor de hemoglobina glucosilada (HbA1c) menor al 6,5 %, glucemia en ayunas entre 80 a 120 mg/ dl, glucemia postprandial (2 horas del último alimento) entre 100 a 140 mg/dl12-13.

Por su parte, el afrontamiento familiar ante el diagnóstico de una enfermedad como es la Diabetes está dado por la cultura que tiene en relación con el significado de la enfermedad lo que da lugar a la forma de cómo viven y se posicionan las familias ante el diagnóstico, el cual siempre genera cambios en la dinámica familiar16.

Dentro de los factores que influyen en el control o descontrol de la Diabetes encontramos: la falta de apoyo familiar, desconocimiento de la familia sobre la enfermedad, no adherencia al tratamiento, inasistencia a consultas de control, escasa promoción de la salud, tratamiento incorrecto y enfermedad concomitante20.

El programa de control de la Diabetes tiene como reto principal lograr la adherencia al tratamiento, lo cual dependerá de la comprensión que se tenga sobre las enfermedades, así como de la participación por parte del paciente de manera conjunta con su familia y el profesional de la salud20.

El funcionamiento de la familia es un factor determinante para la conservación de la salud o en la aparición de la enfermedad entre sus miembros. De acuerdo con el cumplimiento, o no, de las funciones de la familia, se les clasifica como una familia funcional o disfuncional, entendiéndose la funcionalidad familiar como la capacidad del sistema para enfrentar y superar cada una de las etapas del ciclo vital y las crisis por las que atraviesa27.

El APGAR familiar es un instrumento de evaluación familiar elaborado por Smilkstein en 1978 con el fin de que el médico familiar obtuviera información de sus pacientes en relación con la situación funcional de sus familias. Mide el funcionamiento familiar a través de la satisfacción del entrevistado con su vida en familia, es útil para determinar si la familia representa un recurso para el paciente o contribuye a su enfermedad29.

Evalúa cinco funciones básicas de la familia: Adaptación: capacidad de utilizar los recursos en procura del bien común y la ayuda mutua, y la utilización de los mismos para resolver los problemas cuando el equilibrio de la familia se ve amenazada30.

La medición de la calidad de vida relacionada con la salud (CVRS) es cada vez más relevante como una manera de estudiar la salud de la población y de analizar la eficacia y efectividad de las intervenciones sanitarias. En atención primaria la medición de la CVRS conlleva una serie de retos importantes, especialmente debido a las condiciones de medición: la falta de tiempo, de espacios tranquilos para la cumplimentación de los cuestionarios y la gran variedad de pacientes de características sociodemográficas y afecciones muy distintas33-34.

El EQ-5D es un instrumento genérico de medición de la CVRS que puede utilizarse en grupos de pacientes con diferentes patologías. El propio individuo valora su estado de salud, primero en niveles de gravedad por dimensiones (sistema descriptivo) y luego en una escala visual analógica (EVA) de evaluación más general36-40.

Para el sistema descriptivo el análisis más sencillo es la descripción por dimensiones mediante proporciones de individuos con problemas, ya sea en porcentajes de los niveles de gravedad en cada dimensión o bien agregando los niveles 2 y 3 para dar dos categorías de pacientes, con y sin problemas, en una determinada dimensión47-48.

OBJETIVOS

Objetivo general:

  • Determinar si existe asociación entre la calidad de vida y la funcionalidad familiar con el control glucémico en pacientes con Diabetes tipo 2 en una unidad de primer nivel.

 

Objetivos específicos:

  • Describir las características demográficas (edad, sexo estado civil, ocupación, escolaridad) de los pacientes con Diabetes tipo 2 en una unidad de primer nivel.
  • Identificar la calidad de vida en pacientes con Diabetes tipo 2 en una unidad de primer nivel.
  • Identificar la funcionalidad familiar en pacientes con Diabetes tipo 2 en una unidad de primer nivel.
  • Determinar a los pacientes con adecuado control glucémico en una unidad de primer nivel.
  • Clasificar el tiempo de evolución de los pacientes con diabetes tipo 2 en una unidad de primer nivel.
  • Distinguir el tratamiento farmacológico de los pacientes con diabetes tipo 2 en una unidad de primer nivel.

 

METODOLOGÍA

Estudio observacional, transversal, analítico, descriptivo que se llevó a cabo en la consulta de CADIMSS de la Unidad de Medicina Familiar No. 61 de Córdoba, Veracruz, del Instituto Mexicano del Seguro Social, catalogado como Unidad de Primer Nivel de Atención Médica. Se incluyeron 208 pacientes y mediante la revisión de expediente electrónico, la aplicación del test de APGAR y EQ-5D se obtuvieron las variables de interés. El análisis estadístico realizado fue de tipo descriptivo, con la obtención de media, moda y mediana; y para la asociación entre variables se utilizó X2, considerando como estadísticamente significativas aquellas con valor de p≤ 0.05. Los datos se analizaron mediante el paquete estadístico Graph Pad Prism.

RESULTADOS

Se incluyeron 208 pacientes con DT2 que aceptaron participar con previa firma de consentimiento informado. No se encontraron motivos para exclusión o eliminación de casos integrando el análisis con el 100.0%.

En la Tabla 1 se presentaron las características demográficas de los participantes seleccionados. Se encontraron más de sexo femenino con 54.8% versus 45.2% de masculino. La edad media fue de 50.33±16.16 años. Para la escolaridad se observó un 2.9% con escolaridad secundaria, 56.6% con escolaridad bachillerato, 37.5% de nivel licenciatura. En esta población se identificó un 63.5% (n= 132) con estrato socioeconómico marginal, 22.1% (n=46) con estrato obrero y el 14.4% (n=30) con estrato medio bajo.

Cuando se aplicó el instrumento para describir la funcionalidad familiar se observó que el 72.6% contaba con familia funcional, 16.3% con familiar moderadamente disfuncional y un 11.1% con familia severamente disfuncional. (Figura 1).

Se recabaron los hallazgos del tratamiento y del control metabólico de los pacientes. En este sentido, se identificó que un 62.0% recibía hipoglucemiantes orales, 14.4% tratamiento a base de insulina y el 23.6% terapia combinada. Los valores de glucosa promedio fueron de 210.07±102.21 gr/dl, mientras que los de Hb1Ac fueron de 8.95±3.57%. La tasa de control metabólico fue de apenas un 31.7% (n=66). Por último, se informaron los resultados del instrumento EQ-5D en donde se apreció una puntuación media de 47.56±12.84 puntos. Al categorizar los hallazgos encontramos que 91 participantes perciben alta calidad de vida (43.7%) versus 117 que perciben baja calidad de vida (56.3%). Tras la construcción de las tablas de contingencia, no se encontró asociación estadísticamente significativa entre las variables de calidad de vida, funcionalidad familiar y el control glucémico de pacientes con DT2. (Tabla 2 y 3).

DISCUSIÓN

Los resultados de este estudio sugieren que no existe asociación estadísticamente significativa entre las variables de calidad de vida, funcionalidad familiar y el control glucémico de pacientes con DT2.

A diferencia de nuestros hallazgos, Elissen et al (2017), ampliaron aún más el subgrupo de control glucémico, identificaron dos clases de pacientes distintas en términos de CVRS: uno con una baja probabilidad de problemas de CVRS y otro con una mayor probabilidad de tales problemas. Una amplia gama de factores biopsicosociales se asoció con una baja calidad de miembro de la clase de CVRS, incluidos niveles más bajos de dominio, autoeficacia y adecuación social, menores niveles de ingresos y educación, mayor duración de la enfermedad y uso de insulina. Aunque para el presente no se observó relación con esta característica.

De forma similar, Khunkae et al (2019), reclutó a un total de 502 personas con DT2. Se identificó que 41 tenían úlceras de pie diabético. La puntuación media para la percepción de la CVRS global fue de 61,18 (DE 18,74). Las puntuaciones en el cuestionario D-39 mostraron una mala CVRS entre las personas con DT2, mientras que en el presente no se observó una influencia de estos factores para el control metabólico en ninguno de los grupos.

Otro estudio de González y García sobre calidad de vida en pacientes con diabetes tipo 2 demostró que las mujeres con diabetes también tenían una peor calidad de vida29. En otro estudio realizado en el IMSS, Salcedo y García encontraron que las mujeres están en mayor desventaja social, tienen un mayor deterioro en su calidad de vida y tienen más falta de autocuidado y solidaridad con los demás. Suelen tener más éxito en el control del azúcar en sangre y en la prevención de complicaciones30.

Ríos y García informaron que las enfermedades crónicas promueven la ansiedad y la disfunción familiar28. La investigación de González y García muestra que la mala calidad de vida es más frecuente entre quienes tienen poca educación, quienes están casados ​​y quienes viven en instituciones. Esto contrasta con las personas que tienen una mejor calidad de vida, que tienen más probabilidades de ser hombres, tener educación superior y empleo29. Avedillo y Palao afirman que la presencia de cuidadores debería promover un mejor control, ya que el apoyo de familiares y amigos en el cuidado de pacientes con diabetes es un factor asociado al bienestar26.

Destacamos que se observó una baja tasa de control metabólico y una de las posibles explicaciones resulta del hecho de que el manejo de la DT2 depende en gran medida de la capacidad de los pacientes para cuidarse a sí mismos en su vida diaria y, por lo tanto, la educación del paciente siempre se considera un elemento esencial del manejo de la DM.

Esto con base en que los estudios han demostrado consistentemente que un mejor control glucémico reduce la tasa de complicaciones y la evidencia sugiere que los pacientes que conocen el autocuidado de la DM tienen un mejor control glucémico a largo plazo. Además, el asesoramiento a los pacientes, la educación y el asesoramiento pueden mejorar el conocimiento, la actitud y la práctica del paciente sobre la enfermedad.

CONCLUSIÓN

Podemos concluir que, la población de estudio del módulo de CADIMSS de la Unidad de Medicina Familiar No. 61 de Córdoba, Veracruz, se comporta de manera diferente en relación a otras investigaciones publicadas cuyo objetivo ha sido la búsqueda de la asociación entre el control glucémico (tomando como base a la hemoglobina glucosilada) y la funcionalidad familiar y la calidad de vida de los pacientes, al no encontrar diferencias estadísticamente significativas entre los grupos.

Lo anterior puede deberse al diseño de nuestra investigación, ya que al ser de tipo transversal, no podemos hablar de la naturaleza causal de estas relaciones o si los resultados predecirían los análisis futuros de otras investigaciones, por lo cual se recomienda realizar un estudio de casos y controles para investigar así los verdaderos factores asociados a descontrol glucémico, como pueden ser: el sedentarismo, tabaquismo, alcoholismo, adherencia a tratamiento farmacológico y las medidas no farmacológicas y, como estas influyen sobre la funcionalidad familiar y la calidad de vida de los pacientes.

Además, es necesario, reforzar las acciones que se encuentran comprendidas en CADIMSS, que ayuden a favorecer el control de la diabetes con apoyo de todo el equipo estratégico involucrado, y así evitar las complicaciones a corto, mediano y largo plazo, favoreciendo estilos de vida saludable que contribuyan a una mejor funcionalidad familiar y por ende una mejor calidad de vida.

Por lo que debemos crear instrumentos que permitan superar las barreras que están fuera del propio control del paciente que incluye la falta de conocimiento específico por parte de los médicos y de los pacientes en las Unidades de Medicina Familiar. Así como programas de capacitación basados en la evidencia para equipar a los profesionales de la salud con una gama de competencias específicas de intervención (conocimientos y habilidades) y confianza para apoyar a los adultos con DT2 para que se encuentren más controlados a largo plazo.

 

BIBLIOGRAFÍA

  1. Koufakis T, Karras SN, Zebekakis P, Ajjan R, Kotsa K. Should the last be first? Questions and dilemmas regarding early short-term insulin treatment in Type 2 Diabetes Mellitus. Expert Opin Biol Ther. 2018;18(11):1113–21.
  2. Chellappan DK, Yap WS, Bt Ahmad Suhaimi NA, Gupta G, Dua K. Current therapies and targets for type 2 diabetes mellitus. Panminerva Med. 2018;60(3):117–31.
  3. Rachdaoui N. Insulin: The friend and the foe in the development of type 2 diabetes mellitus. Int J Mol Sci. 2020;21(5):1–21.
  4. Ceriello A, DeValk HW, Guerci B, Haak T, Owens D, Canobbio M, et al. The burden of type 2 diabetes in Europe: Current and future aspects of insulin treatment from patient and healthcare spending perspectives. Diabetes Res Clin Pract. 2020;161:108053.
  5. Altamirano L, Vásquez M, Cordero G, Álvares R, Añez R, Rojas J, et al. Prevalencia de la diabetes mellitus tipo 2 y sus factores de riesgo en individuos adultos de la ciudad de Cuenca- Ecuador ( Prevalence of type 2 diabetes mellitus and risk factors in adult individuals of Cuenca – Ecuador ). Av en Biomed. 2017;6(1):10–21.
  6. Shamah-Levy T, Vielma-Orozco E, Heredia-Hernández O, Romero-Martínez M, Mojica-Cuevas J, Cuevas-Nasu L, et al. Encuesta Nacional de Salud y Nutrición 2018-19. Resultados nacionales. México, México: Instituto Nacional de Salud Pública; 2020 p. 6–268.
  7. American Diabetes Association. Diagnosis and Classification of Diabetes Mellitus. Diabetes care. 2010, 33(1): S62-S69.
  8. IDF Clinical Guidelines Task Force. Global guideline for Type 2 diabetes. Brussels: International Diabetes Federation. 2005.
  9. Kolb H, Kempf K, Röhling M, Martin S. Insulin: Too much of a good thing is bad. BMC Med. 2020;18(1):1–12.
  10. Ellis K, Mulnier H, Forbes A. Perceptions of insulin use in type 2 diabetes in primary care: A thematic synthesis. BMC Fam Pract. 2018;19(1):1–21.
  11. Khunkaew S, Fernandez R, Sim J. Demographic and clinical predictors of health-related quality of life among people with type 2 diabetes mellitus living in northern Thailand: A cross-sectional study. Health Qual Life Outcomes. 2019;17(1):1–9.
  12. Louro, I. La familia en la determinación de la salud. Revista cubana de salud pública 2003; 29 (1): 48-51.
  13. Chatterjee S, Khunti K, Davies MJ. Achieving Glycaemic Control with Concentrated Insulin in Patients with Type 2 Diabetes. Drugs. 2019;79(2):173–86.
  14. Vergeles J. En la enfermedad crónica: ¿la familia ayuda? Arch Med Fam 2013; 9 (9): 495-500.
  15. Landeros J, Simental L, Rodríguez J. Perfil psicosocial y percepción del apoyo familiar en adultos. Rev Med Inst Mex Seguro Soc 2015; 53 (5):558-63.
  16. Suarez C, Alcalá E. APGAR familiar: una herramienta para detectar disfunción familiar. Rev Med La Paz 2014; 20 (1).
  17. Membrillo A, Fernández M, Quiroz J, Rodríguez J. Familia: introducción al estudio de sus elementos. 1 a ed: ETM; 2008.
  18. Rangel J, Valerio L, Patiño J, García M. Funcionalidad familiar en la adolecente embarazada. Rev Fac Med UNAM 2004; 47 (1): 24-7.
  19. Gómez C, Ponce R. A New Proposal of an Interpretation Scale for Family Apgar Aten Fam 2010; 17 (4): 102-6.
  20. Makrilakis K, Liatis S, Tsiakou A, Stathi C, Papachristoforou E, Perrea D, et al. Comparison of health-related quality of Life (HRQOL) among patients with pre-diabetes, diabetes and normal glucose tolerance, using the 15D-HRQOL questionnaire in Greece: The DEPLAN study. BMC Endocr Disord. 2018;18(1):1–10.
  21. Abedini MR, Bijari B, Miri Z, Shakhs Emampour F, Abbasi A. The quality of life of the patients with diabetes type 2 using EQ-5D-5 L in Birjand. Health Qual Life Outcomes. 2020;18(1):1–9.
  22. Muennig P.A., Khan K. Cost-effectiveness of vaccination versus treatment of influenza in healthy adolescents and adults. Clin Infect Dis. 2001; 33:1879-85.
  23. Kaplan R.M., Anderson J.P. A general health policy model: update and applications. Health Serv Res. 1988; 23:203-35.
  24. Badia X., Schiaffino A., Alonso J., et-al. Using the EuroQol 5-D in the Catalan general population: feasibility and construct validity. Qual Life Res. 1998; 7:311-22.
  25. Guía del usuario de la versión española del EQ-5D. Barcelona: Health Outcomes Research Europe; 1999.
  26. Factores relacionados con el control metabólico de pacientes con diabetes mellitus tipo 2 atendidos en tres hospitales de la ciudad de Quito – Ecuador. E. Díaz, M. Orejuela, L. Pinza; Revista de Medicina Vozandes 2012; Vol.23, pp:5-14.
  27. Funcionalidad familiar y ansiedad en pacientes adultos con enfermedad crónica. M. Zavala, M. Ríos, G. García. Año 9. Vol. 9 Nº 3. 2009 pp: 257 – 270
  28. Calidad de vida del paciente diabético tipo 2 con redes de apoyo familiar. V. González, M. García, F. Ramírez. IMSS Nayarit México. Revista de Enfermería Instituto Mexicano del Seguro Social 2009; 17 (2) pp: 69-78.
  29. Factores familiares y sociales asociados al bienestar emocional en adolescentes diabéticos. C. de Dios, C. Avedillo, A. Palao. Eur. J. Psychiat. Servicio de Psiquiatría, Hospital Universitario. La Paz. Año 2003; Vol. 17, N.° 3, pp: 171-182.
  30. Género y control de diabetes mellitus 2 en pacientes del primer nivel de atención. A. Salcedo, J. García, Revista Médica del Instituto Mexicano del Seguro Social. Año 2008; Vol. 46 No.1 pp: 73-81.

 

ANEXOS

Tabla 1. Características demográficas de los participantes seleccionados.

Variables Frecuencia Porcentaje Desviación estándar
Sexo

Femenino

Masculino

114

94

54.8%

45.2%

Edad 50.33 16.16
Escolaridad

Secundaria

Bachillerato

Licenciatura

6

124

78

2.9%

59.6%

37.5%

Estado civil

Casado

Soltero

Divorciado

Viudo

69

44

3

92

33.2%

21.2%

1.4%

44.2

Funcionalidad familiar

Familia funcional

Familia moderadamente disfuncional

Familia severamente disfuncional

151

34

23

72.6%

16.3%

11.1%

 

Tabla 2. Tabla cruzada Funcionalidad familiar*Control Glucémico.

Funcionalidad familiar Control Glucémico
Familia funcional

Familia no funcional

Total

Controlado

44

22

66

Descontrolado

107

35

142

Total

151

57

208

X2

1.709

p

0.191

 

Tabla 3. Tabla cruzada Calidad de vida*Control Glucémico

Calidad de vida Control glucémico
Calidad baja

Calidad alta

Total

Controlado

27

39

66

Descontrolado

64

78

142

Total

91

117

208

X2

0.317

p

0.573

 

Figura 1. Hallazgos de la funcionalidad familiar de los pacientes seleccionados.

 

Publique con nosotros

Indexación de la revista

ID:3540

Últimos artículos