Plan de cuidados basado en técnicas cognitivo conductuales de una estudiante universitaria con sobrepeso

13 abril 2024

AUTORES

  1. Raquel Domingo Milian. Enfermera Pruebas Funcionales Neumología, Hospital de Alcañiz.
  2. Cristina Villarroya Garcés. Enfermera Hospitalización Planta Cirugía y Neurología, Hospital de Alcañiz.
  3. Lucía Gargallo Carceller. Enfermera Hospitalización Planta Cirugía y Neurología, Hospital de Alcañiz.
  4. Marta Gimeno Ponz. Enfermera Hospitalización Planta Cirugía y Neurología, Hospital de Alcañiz.
  5. Lara Andreu Train. Enfermera Hospitalización a Domicilio, Hospital de Alcañiz.
  6. Alberto Samper Callao. Enfermero Hospitalización Planta Ortogeriatria y Cirugía. Hospital Nuestra Señora de Gracia, Zaragoza.

 

RESUMEN

Más del 70% de los estudiantes universitarios necesitan mejorar su patrón alimentario, ya que tienen una adherencia baja a la dieta mediterránea. Estas personas tienen mayor riesgo de padecer sobrepeso, y otras enfermedades crónicas como diabetes, hipercolesterolemia, problemas cardiovasculares.

Se realiza un plan de cuidados basado en técnicas cognitivo-conductuales a una estudiante universitaria de 23 años, ya que ha manifestado un aumento de peso, a causa de una dieta desequilibrada y una vida sedentaria, desde que empezó sus estudios universitarios hace año y medio.

PALABRAS CLAVE

Dieta mediterránea, beneficios.

ABSTRACT

More than 70% of university students need to improve their dietary pattern, as they have a low adherence to the Mediterranean diet. These people have a higher risk of being overweight, and other chronic diseases such as diabetes, hypercholesterolemia, vascular problems.

A care plan based on cognitive-behavioral techniques is carried out for a 23-year-old university student who has noticed an increase in weight and an unbalanced diet since she started her university studies a year and a half ago.

KEY WORDS

Mediterranean diet, benefits.

INTRODUCCIÓN

La dieta mediterránea se ha relacionado con bajas tasas de enfermedades crónicas y alta esperanza de vida entre las personas que la consumen1. Esta manera de alimentarse permite disfrutar de una amplia variedad de alimentos nutritivos y completos, que ayudan a mantener una vida saludable.

Para cumplir con dicha dieta, se deben de tener en cuenta los siguientes requisitos:

– Utilización de aceite de oliva como principal grasa de adición.

– Consumir abundantemente alimentos de origen vegetal (frutas, verduras, frutos secos y legumbres).

– Consumir a diario alimentos procedentes de cereales, en medida de lo posible deberán ser integrales.

– Los alimentos de temporada y frescos son los más adecuados.

– Las carnes rojas se deben comer con moderación.

– Se recomienda consumir 3-4 huevos a la semana.

– El pescado se debe consumir en abundancia, mínimo 3 veces por semana.

– Se recomiendan 5 raciones de frutas/verduras al día.

– Los dulces sólo se permiten de manera ocasional.

– El agua es por excelencia la bebida de la dieta Mediterránea. Se permite el consumo ocasional de alcohol fermentado, no destilado.

– Se deben consumir productos lácteos a diario, en preferencia bajos en grasa.

– Se recomienda realizar actividad física todos los días2,3.

VALORACIÓN 04/12/23:

Paciente mujer de 23 años que viene a nuestra consulta de Enfermería de Atención Primaria porque considera que, desde que ha comenzado sus estudios universitarios, y por consiguiente, se ha ido independizado, no se alimenta bien, y ha aumentado de peso. En estos momentos vive sola, está cursando 2º de Trabajo Social. Tiene una vida sedentaria, ya que no le gusta el deporte y dedica mucho tiempo a estudiar y a ver la televisión.

VALORACIÓN DE LAS NECESIDADES BÁSICAS DE VIRGINIA HENDERSON

Le hago una entrevista según las NECESIDADES BÁSICAS DE VIRGINIA HENDERSON:

PESO: 72 Kg.

ALTURA: 1.65 m.

IMC: 26.45 SOBREPESO.

RESPIRACIÓN:

Fuma los fines de semana unos 5-6 cigarros.

ALIMENTACIÓN E HIDRATACIÓN:

  • No come adecuadamente. Desde que vive sola (hace año y medio) su IMC ha aumentado de 23.88 (65Kg) a 26.45 (72Kg).
  • Abusa de los embutidos, precocinados, fritos.
  • No come verdura yapenas fruta.
  • Cenas abundantes, ya que no merienda y llega con mucha hambre de la universidad.
  • No bebe mucha agua, menos de dos litros diarios.
  • Normalmente se trae algunos tuppers de casa de sus familiares para no tener que cocinar tanto, los segundos platos y las cenas normalmente se los prepara ella.

 

ELIMINACIÓN:

Tiene estreñimiento ocasional, refiere ir al baño una vez cada dos o tres días.

VESTIRSE Y DESVESTIRSE:

Normal.

MANTENER LA TEMPERATURA CORPORAL:

Normal.

HIGIENE:

Normal.

SEGURIDAD:

Normal.

COMUNICACIÓN:

Normal.

CREENCIAS Y VALORES:

Es creyente pero no practicante.

REALIZACIÓN:

  • Le gusta mucho el cine y ve muchas películas en casa.
  • Una de sus aficiones es leer.
  • Le gustan los animales, tiene un perro, pero este se encuentra en el domicilio familiar.
  • Los fines de semana sale con sus amigos.

 

APRENDIZAJE:

Está dispuesta a mejorar sus hábitos porque ha notado que su salud no es como antes, se cansa más, y no está en forma. También refiere que se gusta menos físicamente.

DIAGNÓSTICOS DE ENFERMERÍA POR TAXONOMÍA NANDA, NOC, NIC

(00003) Riesgo de desequilibrio nutricional: ingesta superior a las necesidades r/c patrones alimentarios disfuncionales.

NOC:

Estado nutricional: ingestión de nutrientes (1009).

Indicadores:

  • (100901) Ingestión calórica.
  • (100903) Ingestión de grasas.

 

NIC:

(5246) Asesoramiento nutricional.

Actividades:

  • Dar información a la paciente, modificación de su dieta actual para evitar ganancia de peso.
  • Instruir a la paciente al registro de comidas en el periodo de una semana.

 

(1100) Manejo de la nutrición.

Actividades:

  • Ajustar la dieta al estilo de vida de la paciente.

 

(00011) Estreñimiento r/c reposo continuado y prolongado m/p disminución de la frecuencia de desposiciones.

NOC:

(0501) Eliminación Intestinal.

Indicadores:

(050105) Heces blandas y formadas.

(050112) Facilidad de la eliminación de heces.

NIC:

(0450) Manejo del estreñimiento/impactación.

Actividades:

  • Supervisar los signos y síntomas de estreñimiento.
  • Incentivar el aumento de ingesta de líquidos, fibra, frutas y verduras.

 

Le doy una hoja de autorregistro para que vaya anotando durante toda la semana próxima lo que va comiendo. Manifiesta que se siente con ganas de intentarlo. La semana que viene volverá con su hoja de autorregistro. (ANEXO 1).

 

DESARROLLO DEL PLAN DE CUIDADOS COGNITIVO-CONDUCTUAL

PRIMERA ENTREVISTA 11/12/24:

La semana pasada valoramos las necesidades de Virginia Henderson, se dio cuenta de que tiene un problema de salud.

Trae la tabla que le entregué la semana pasada, para saber en qué actuar.

Empezamos a hablar en un ambiente cercano, le hago preguntas abiertas, me muestro cercana y empática, la escucho y le dejo expresarse abiertamente.

Dice que ella comenzó a ganar peso desde que se fue de su casa. No sabe cocinar y tampoco quiere dedicarle mucho tiempo.

Come mucha comida precocinada, fritos, bollería, comida rápida… porque le gustan mucho, son rápidos y fáciles de hacer. La paciente manifiesta: “No tengo aquí a mi madre para que me cocine verdura varias veces a la semana, ni me obligue a comer pescado.”

Le explico que todos estos alimentos no son buenos para la salud, que aportan muchas calorías y no le conviene comerlos tan a menudo. No quiero ponerle una dieta excesivamente estricta, por el riesgo que conlleva el fracaso en el cumplimiento, me centro en hacerle ver que es lo más saludable para ella. Tampoco quiero que elimine radicalmente estos alimentos menos saludables, si no que disminuya su frecuencia de ingesta.

Apenas hace deporte, vive lejos de la universidad y coge el autobús para ir. Antes sacaba todos los días a su perro, pero ahora no, ya que el perro se ha quedado en su pueblo con su familia.

Le comento que el sobrepeso aparte de ser un problema en sí, puede ser el causante de otras enfermedades como diabetes mellitus, enfermedades cardiovasculares, hipertensión, hipercolesterolemia etc. además perdiendo peso y modificando su dieta mejorará su estado físico.

Le explico que tiene que hacer ejercicio físico y modificar su dieta. Ella se muestra un poco descontenta con la idea de tener que cambiar sus hábitos dietéticos y hacer más deporte.

Con estas explicaciones intento que afronte el peligro de lo que supone no llevar una vida sana, que acepte las consecuencias y llegar a modificar su comportamiento a partir de la motivación de tener una buena salud y de gustarse más físicamente.

He utilizado el MODELO DE CREENCIAS para proporcionarle una versión realista de los riesgos y que así se comprometerá más con el proceso.

Le preparó una tabla con los alimentos que debe de aumentar y disminuir y se la explico al detalle. (ANEXO 2).

SEGUNDA ENTREVISTA 18/12/24:

A la semana siguiente viene un poco disgustada con sus cambios alimenticios. Me entrega su hoja de autorregistro. Observó que se salta algunas comidas, dice que pasa un poco de hambre por la noche, no está muy contenta con las cenas, ya que es el momento del día en el que más hambre tiene. Come fruta, yogures, galletas, cereales… alimentos bajos en grasa, pero no se detiene a hacerse platos un poco más elaborados, ya que dice que “ha ido muy liada con la universidad.” Va disminuyendo el consumo de fritos y precocinados.

Ha perdido algo de peso: 0.9kg. Le animo y refuerzo positivamente diciéndole que el peso que ha perdido está muy bien y a ella le motiva. Le doy algunos consejos para que le gusten más las cenas, alimentos que se preparan rápido y son apetecibles. Le recomiendo que meriende todos los días, así no llegará con tanta hambre para cenar. Las cantidades que toma también son demasiado abundantes. Le aconsejo que desayune algo sólido todos los días, así mejorará su rendimiento y el desayuno tiene que ser más abundante, a pesar de que intentemos disminuir las demás cantidades de comida el resto del día.

Le comento que la fruta es un buen aliado para que consiga disminuir el estreñimiento, refiere haber hecho deposición todos los días y sin esfuerzo (reforzamiento positivo).

Mediante el MOLDEAMIENTO le doy unas pautas para conseguir el nuevo objetivo que nos hemos propuesto: controlar las cantidades, ponerse las comidas en platos más pequeños, desayunar más, almorzar y merendar todos los días para no llegar tan hambrienta a las cenas. Es importante hacer siempre 5 comidas al día. Tiene que comer más despacio.

No ha aumentado demasiado el ejercicio, se compromete a que esta semana intentará no utilizar el ascensor, ir andando a algunos sitios, coger el autobús una parada después y dejarlo una parada antes… Esto será bueno para evitar los riesgos de tener las enfermedades de las que hablamos en la primera entrevista.

De esta manera he utilizado el nuevo MODELO DE CREENCIAS, aumentando su confianza en que puede hacerlo y convenciéndose de que no hace falta hacer excesivo deporte, solo incorporar algunas actividades físicas en su vida cotidiana.

Tiene que seguir rellenando la hoja de autorregistro.

TERCERA ENTREVISTA: 24/12/23:

Esta semana ha venido mucho más animada ya que ha perdido más peso que la anterior (1.5kg) dice que no se le ha hecho tan duro. Ha seguido las pautas que acordamos muy bien. Ha aumentado los alimentos cocinados a la plancha para cenar, son rápidos de hacer y apetecibles. Les ha añadido especias que potencian su sabor. Esta semana solo ha comido fritos y rebozados dos días de la semana. Ha hecho 5 comidas al día todos los días. Ha reducido las cantidades. Dice que al almorzar y merendar llegaba con menos hambre a las comidas y a las cenas. También ha modificado su desayuno como le dije. Casi no ha comido precocinados ni bollería. Está comiendo más verdura y mucha fruta, a pesar de que en la valoración me comentó que no le gustaba demasiado. Dice que ha ido mejor al baño esta semana gracias a que consume más fruta, y eso le refuerza positivamente. Se lo está tomando muy en serio.

Al beber tanto zumo le aconsejo que los consuma naturales y con pulpa, ya que los zumos de “brick” llevan mucho azúcar.

Observó que también está cambiando sus postres “en almíbar” por naturales y en su jugo. De este cambio, yo personalmente no le había comentado nada, y al ver que por sí sola los cambia, me demuestra su alta implicación. Está tomando sus propias decisiones, es algo positivo.

Al preguntarle por la hidratación, he observado que no bebe mucha agua, ya que no lo considera demasiado importante. Le recomiendo que beba antes de tener sed. Es buena opción que se lleve todos los días a la universidad una botella de agua de 1L y se obligue a bebérsela. Le comento que es preferible que no beba agua durante las comidas porque de esta manera hace más lentas las digestiones y pasa más rato sin tener hambre.

Para abarcar este tema he utilizado EL MODELO DE CREENCIAS corrigiendo su pensamiento sobre la ingesta de agua.

Le motivó diciéndole que es una manera fácil, rápida y económica de favorecer a su organismo y a su salud.

En cuanto al ejercicio, me comunica que ha cumplido todas las pautas que acordamos. Camina, al menos, una hora todos los días. Dice que cuando vaya a su pueblo los fines de semana, irá a dar paseos en bici y a nadar.

 

CONCLUSIÓN

La paciente ha adelgazado 2.6kg durante este periodo de tiempo, se siente segura de que podrá conseguir bajar más de peso y manifiesta ganas de seguir mejorando con estos nuevos hábitos de vida. Con estas técnicas cognitivo-conductuales se ha conseguido que la paciente sea consciente de su problema de salud y lo está intentando mejorar con las pautas que hemos acordado. Es un proceso lento y dificultoso, por eso seguiré haciéndole valoraciones para ver su progreso y seguir reforzándole.

La paciente finalmente se ha involucrado mucho y lo ha tomado con interés. Nunca antes se había propuesto cambiar de hábitos alimenticios, y se lo está tomando muy en serio, ya que me llama a la consulta para preguntarme, se fija en los productos cuando va a comprar, ingiere más frutas y verduras… Con más tiempo y con un esfuerzo mantenido, probablemente consiga disminuir más peso y, con ello, llevar una vida más saludable.

 

BIBLIOGRAFÍA

  1. CARBAJAL, A.; ORTEGA, R. La dieta mediterránea como modelo de dieta prudente y saludable. Revista chilena de nutrición, 2001, vol. 28, nº 2, p. 224-236.
  2. Durá Tavé, T.; Castroviejo Gandarias A.; Adherencia a la dieta mediterránea en la población universitaria. Nutrición Hospitalaria, 2011, vol. 26, nº 3, p. 602-608.
  3. Dussaillant C. et al. Evidencia actual sobre los beneficios de la dieta mediterránea en la salud. Revista Médica de Chile, 2016, vol. 144, nº 8, p. 1044-1052.

 

ANEXOS

ANEXO 1:

Anote sus comidas durante la semana. No se olvide de apuntar los picoteos, cumpleaños o fiestas y también sus dudas.

Indicar si pasa hambre: + poco; ++ bastante; +++ mucho.

DESAYUNO ALMUERZO COMIDA MERIENDA CENA
LUNES
MARTES
MIERCOLES
JUEVES
VIERNES
SABADO
DOMINGO

 

ANEXO 2:

No saltarse ninguna comida, y distribuirlas en 5 al día.

AUMENTAR: REDUCIR: SUSTITUIR: ELIMINAR:
  • Ensaladas.
  • Verduras.
  • Hortalizas.
  • Legumbres.
  • Fruta.
  • Agua.
• Embutidos (puede seguir comiendo jamón cocido y serrano, pero sin grasa, y pavo).

• Quesos curados y grasos.

• Huevos (3 a la semana si no son fritos).

• Fritos y precocinados por asados y plancha.

• Carne roja por pollo, pavo, pescados y legumbres.

• Picoteo por fruta y yogures bajos en grasa.

• Bebidas azucaradas.

• Bollería industrial y azúcares refinados.

 

Publique con nosotros

Indexación de la revista

ID:3540

Últimos artículos