Terapia ocupacional en pacientes en fase terminal.

11 marzo 2024

AUTORES

  1. Paola Blasco Peñarrocha. Terapeuta Ocupacional en Servicio Aragonés de Salud.
  2. Sandra Cristina Baquerizo Moina. Terapeuta Ocupacional en Servicio Aragonés de Salud.
  3. Alicia Miravete Peris. Terapeuta Ocupacional en Servicio Aragonés de Salud.
  4. Bárbara Fatás Cuevas. Terapeuta Ocupacional en Servicio Aragonés de Salud
  5. Enrique Conejero Colás. Terapeuta Ocupacional en Servicio Aragonés de Salud.
  6. María Garicano Tarragüel. Terapeuta Ocupacional en Servicio Aragonés de Salud.

 

RESUMEN

La atención al final de la vida constituye sin duda para todos los profesionales sanitarios uno de los retos asistenciales de mayor complejidad. Desde un punto de vista sencillo, sin duda el desafío del paciente y el nuestro propio debería de ser que la muerte y el proceso de morir ocurran con el menor sufrimiento posible, de acuerdo a los deseos, y dentro del contexto de sus creencias, valores y tradiciones. Mediante esta investigación se pretende exponer las líneas generales de actuación desde la Terapia Ocupacional ante un paciente terminal; entendiendo que el aporte de los terapeutas a los cuidados paliativos es mucho mayor y comprende toda su formación, debiéndose individualizar para cada paciente en concreto, sin generalizar; y siempre colaborando dentro de un equipo multidisciplinar.

OBJETIVO: Conocer cómo la Terapia Ocupacional beneficia en mejorar la calidad de vida de los pacientes en fase terminal.

METODOLOGÍA: Búsqueda bibliográfica reciente en las principales bases de datos: Dialnet, Google Académico y se consultan varios libros de Terapia Ocupacional.

RESULTADOS: Las intervenciones realizadas en pacientes en fase terminal desde el ámbito de la Terapia Ocupacional, como el resto de las disciplinas dedicadas al cuidado integral de la persona, se dirige especialmente a conseguir que el paciente esté lo más confortable posible y en equilibrio con su entorno, principalmente con las personas que lo rodean.

CONCLUSIÓN: En el proceso de atención a personas en fase terminal, el terapeuta ocupacional, dentro del equipo multidisciplinar, debe de enfocar su objetivo en favorecer la calidad de vida tanto del paciente como de su familia, permitiendo que sea un sujeto activo hasta final de sus días.

PALABRAS CLAVE

Terapia ocupacional, cuidados paliativos, atención al final de la vida.

ABSTRACT

End-of-life care is undoubtedly one of the most complex healthcare challenges for all healthcare professionals. From a simple point of view, surely the challenge of the patient and our own should be that death and the dying process occur with as little suffering as possible, according to desires, and within the context of their beliefs, values and traditions. Through this research, it is intended to expose the general lines of action from Occupational Therapy to a terminal patient; understanding that the contribution of therapists to palliative care is much greater and includes all their training, which must be individualized for each specific patient, without generalizing; and always collaborating within a multidisciplinary team. OBJECTIVE: To know how Occupational Therapy benefits in improving the quality of life of terminally ill patients.

METHODOLOGY: Recent bibliographic search in the main databases: Pubmed, Dialnet, Google Scholar and several books on Occupational Therapy are consulted.

RESULTS: The interventions carried out in terminally ill patients from the field of Occupational Therapy, like the rest of the disciplines dedicated to the comprehensive care of the person, are especially aimed at ensuring that the patient is as comfortable as possible and in balance with their environment, mainly with the people around them.

CONCLUSION: In the process of caring for people in the terminal phase, the occupational therapist, within the multidisciplinary team, must focus his objective on favoring the quality of life of both the patient and his family, allowing him to be an active subject until the end of his day.

KEY WORDS

Occupational therapy, palliative care, end-of-life care.

INTRODUCCIÓN

Según la OMS podemos definir Cuidados Paliativos como un enfoque que mejora la calidad de vida de pacientes y de sus familias; los cuales se enfrentan a los problemas asociados con enfermedades amenazantes para la vida, a través de la prevención y alivio del sufrimiento por medio de la identificación temprana, de su evaluación y tratamiento del dolor y otros problemas físicos, psicológicos y espirituales1.

Según la Sociedad Española de Cuidados Paliativos estos pacientes terminales tienen unas características comunes: Enfermedad avanzada, progresiva e incurable; ausencia de posibilidades de respuesta a tratamientos con fines curativos y pronóstico de vida inferior a seis meses2,3.

La terapia ocupacional es una disciplina sanitaria cuyo principio básico es el mantenimiento y / o recuperación de la autonomía personal, entendiendo ésta como la capacidad de los individuos de vivir por sí mismos y sin depender de la ayuda constante de los demás. Como la vida se compone de numerosas áreas y facetas la labor de la terapia ocupacional consiste en abordarlas en conjunto, de forma que la persona sea suficientemente autónoma en todas y cada una de esas áreas, es decir, que sea capaz de mantener su propio cuidado personal básico (alimentación, higiene, vestido, etc.), su labor productiva (trabajo y estudios), sus hobbies y vida social.

Por ello, dicha disciplina, que estudia la manera de conseguir una equilibrada adaptación al medio de acuerdo con las capacidades de la persona tiene antes, durante o después del proceso de una enfermedad, también es un buen recurso para ser utilizada en la etapa final de la vida .Ésta se suma a otras disciplinas, como fisioterapia, psicología, enfermería, trabajo social,… para que, teniendo siempre en cuenta el bienestar del paciente, éste no deje de sentirse persona en todas sus dimensiones.

En el ámbito de los enfermos terminales, la terapia se centra en la atención integral; teniendo en cuenta aspectos físicos, emocionales, sociales y espirituales, con una atención continua e individualizada. Dicha atención debe enfocarse tanto al enfermo como a la familia, ya que esta última es la unidad fundamental de apoyo para la persona enferma.

Otro de los pilares del tratamiento es la promoción de la autonomía y dignidad que influirán en todas las decisiones terapéuticas a tomar por todo el equipo multidisciplinar, intentando preservarlas al máximo, siempre de acuerdo con la familia; y así poder elaborar objetivos comunes.

La Terapia Ocupacional como el resto de las disciplinas dedicadas al cuidado integral de la persona, se dirige especialmente a la rehabilitación y readaptación de la persona a la vida. En la atención al final de la vida, el planteamiento del trabajo del equipo interdisciplinar; incluyendo también el del terapeuta es totalmente distinto.

Se trata de poner la Terapia Ocupacional al servicio de la persona gravemente enferma, que no tiene posibilidad de mejora o curación, y además, que no le que queda demasiado tiempo de vida4,6.

El concepto principal es:

No se puede buscar la rehabilitación de la persona, pero si su adaptación en la medida de que sus déficits se vayan haciendo presentes.

No se puede establecer objetivos a largo plazo, pero si inmediatos, de acuerdo a su estado y necesidades en ese momento.

No se puede pensar en él “cuando” de su evolución, sino en el “mientras” la persona está presente.

Los terapeutas podemos intervenir en todos los niveles asistenciales; en las fases iniciales, cuando una persona es diagnosticada de enfermedad grave, con un pronóstico a largo plazo, el impacto y las consecuencias son tan fuertes que alteran su equilibrio físico, psíquico y relacional. En un segundo nivel, en atención domiciliaria; los terapeutas podemos tratar problemas relaciones a su adaptación de vuelta al hogar. Y por último, en las unidades hospitalarias y centros residenciales, en su fase terminal1,3,7.

Generalmente el equipo básico multidisciplinar está formado por un médico (geriatra, oncólogo), por un psicólogo, el equipo de enfermería, un trabajador social, personal de rehabilitación, e incluso a veces también por voluntarios; sacerdotes, nutricionistas y otros especialistas en otras áreas. Estos, junto con el terapeuta ocupacional deberían formar el equipo multidisciplinar que atienda al paciente terminal; aunque el rol del terapeuta ocupacional ha ido evolucionando durante varias décadas; todavía en la actualidad hay en unidades de cuidados paliativos que aún no están dentro del equipo10.

Al final de la vida el paciente terminal demanda comunicación e información; sin ello no puede ser autónomo; alivio de los síntomas (dolor, náuseas, insomnio…); posibilidad de solucionar problemas pendientes; conseguir ser capaz de aprovechar al máximo el mayor o menor tiempo del que dispone y sobre todo demanda respeto; respeto absoluto hacia él y hacia su familia; sintiéndose único e irrepetible5,7.

En este proceso, es donde los terapeutas ocupacionales pueden desempeñar su rol, siendo miembros activos en la participación de la atención del enfermo en la etapa final de la vida. En primer lugar, debemos conocer al paciente, conocer su contexto sociocultural, histórico y ambiental; siendo rápidos para así poder entender sus necesidades y siendo flexibles para modificar el tratamiento terapéutico en función de sus prioridades y de su situación en cada momento.

En el anterior contexto, la terapia ocupacional puede ayudar a la valoración del enfermo, puede ayudar a realizar cambios en el medio ambiente que le rodea, proviniendo de distintas ayudas técnicas y adaptaciones; dar distintas herramientas para conseguir que el enfermo conserve su energía y mejorar el empleo de su tiempo. También se trabaja en actividades grupales: teatro, desempeño de un papel, psicodrama; actividades terapéuticas como por ejemplo talleres de cerámica, costura, terapias de reminiscencia6.

El objetivo es ofrecer al paciente distintas posibilidades para emplear mejor el tiempo del que dispone mientras sea capaz, para hacer algo que le entretenga y vencer así el aburrimiento y cansancio; que a su vez agrava su malestar producido por la propia enfermedad.

Cuando ya no es posible llevar a cabo su estilo de vida anterior a la enfermedad, el terapeuta puede ayudar aprender nuevas destrezas; a disminuir esa frustración que provoca el ser consciente de la pérdida de las capacidades previas. Por ejemplo, el trabajo manual de artesanía puede ser terapéutico para muchos pacientes.

A todo ello, hemos de añadir que también una función muy importante del terapeuta ocupacional es apoyar a la familia. Ayudarle a buscar información, a entender determinadas situaciones que se plantean con la persona enferma, a adaptar en la medida de lo posible sus hogares para que el enfermo se encuentre lo más confortable e independiente posible.

OBJETIVO

Con todo ello, el objetivo del presente trabajo se centra en dar a conocer cómo la T.O. coincide con la filosofía de la atención al final de la vida, tratando al paciente, y haciendo que esté lo más confortable posible y en equilibrio con su entorno, principalmente con las personas que lo rodean.

METODOLOGÍA

Se realiza una revisión bibliográfica online, a través de Google Académico y Dialnet, sobre artículos publicados en las dos últimas décadas, relacionados con la función de la TO en pacientes con enfermedades terminales.

RESULTADOS

Las personas que se acercan al final de la vida pueden experimentar una pérdida de sus capacidades físicas y de sus funciones, pero no una pérdida del derecho a vivir, lo más autónomamente posible. Pueden desear mantener sus roles ocupacionales y participar en actividades de la vida diaria, dentro de sus capacidades. Los terapeutas ocupacionales tienen la función de mantener la relación entre la persona, el ambiente que le rodea y la ocupación que el paciente desee y apoyar en su desempeño; para conseguir así la mejor calidad de vida posible, manteniendo su autonomía, confort, dignidad y participación social. El terapeuta ocupacional debe buscar, junto con el paciente y su familia, aquellas estrategias más apropiadas que faciliten su participación en su vida diaria, manteniendo así sus capacidades.

El crecimiento personal y desarrollo puede ocurrir también en la última fase de la vida, y como expertos en ocupación, los terapeutas debemos desempeñar un rol fundamental dentro de los equipos multidisciplinares y ayudar a las personas enfermas en fase terminal a enfrentarse a esa última etapa de la vida8

 

CONCLUSIÓN

Los Terapeutas Ocupacionales trabajan con personas que tienen condiciones de salud, discapacidades y enfermedades terminales; y en todos los casos, dichas personas tienen el derecho al bienestar y a la calidad de vida a través de la participación de ocupaciones significativas. Por lo que la terapia ocupacional tiene un rol importante en la vida de los pacientes en fase terminal.

 

BIBLIOGRAFÍA

  1. Natbony J. Palliative care. In: Kleinman K, Mcdaniel L, Molloy M, eds. Harriet Lane Handbook: The Johns Hopkins Hospital. 22nd ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2021: chap 23 Disponible en: https://medlineplus,gou/spanish/ency/patientinstructions
  2. Gómez Pavón J, Catalá T. La Terapia Ocupacional en la atención al final de la vida. TOG (A Coruña) [Revista en Internet]. 2010 [fecha de la cita]; Vol 7, Supl. 6: p 145-160. 2. Disponible en: http://www.revistatog.com/suple/num6/final.pdf
  3. de Terapia Ocupacional, A. A. (2002). Marco de Trabajo para la Práctica de la Terapia Ocupacional: dominio y proceso. Revista Americana de Terapia Ocupacional (AJOT), 56, 609639.
  4. Pizzi. M. Asistencia en el hospicio T.O. Octava edición.Panamericana, Madrid 1998; 30: 853 – 864.
  5. Estrategias en Cuidados Paliativos del Sistema Nacional de Salud. Ministerio de sanidad y consumo. Madrid 2007. Disponible en: https://www.bing.com/search?q=estrategias+en+cuidados+paliativos+del+sistema+nacionall+de+salud.+ministerio+de+sanidad+y+consumo
  6. Cuidados al final de vida en la práctica geriátrica. H. Central de la Cruz Roja. Madrid. Senda editorial 2002. Disponible en: https://www.elsevier.es/es-revista-revista-espanola-geriatria-gerontologia-124-articulo-cuidados-al-final-vida
  7. Nicora, Y. (2010). Terapia ocupacional en el tratamiento del dolor del enfermo terminal. MEDPAL, Interdisciplina y domicilio2. Disponible en: Terapia ocupacional en el tratamiento del dolor del enfermo terminal (unlp.edu.ar)
  8. LIZ SALGADO, Andrea. Experiencias al final de la vida: una aproximación desde terapia ocupacional. 2021. Disponible en: http://hdl.handle.net/2183/29344
  9. American Occupational Therapy Association [AOTA] (2016). The role of occupational therapy in end-of-life care. American Journal of Occupational Therapy, 70(2), 1-16. https://doi.org/10.5014/ajot.2016.706S17
  10. Baena Leal, D. A., Rojas Pulido, P. A., Díaz Cubillos, N. S., León Perilla, V. M., & Duarte Torres, S. C.. (2021). Significados y retos de la Terapia Ocupacional en cuidados paliativos: una perspectiva desde la experiencia práctica estudiantil. Revista Ocupación Humana21(2), 72–87.

Publique con nosotros

Indexación de la revista

ID:3540

Últimos artículos