Caso clínico crisis hipertensiva.

17 diciembre 2023

AUTORES

  1. Sonia Ros Sancho. Diplomada Universitaria de Enfermería. Hospital Universitario Miguel Servet, Zaragoza.
  2. Luna Cid Antorán. Diplomada Universitaria de Enfermería. Hospital Universitario Miguel Servet, Zaragoza.
  3. Luisa María Adán Muro. Diplomada Universitaria de Enfermería. Hospital Clínico Universitario Lozano Blesa, Zaragoza.
  4. Alba Remacha Monedero. Diplomada Universitaria de Enfermería. Hospital Clínico Universitario Lozano Blesa, Zaragoza.
  5. Elsa Falcón Lancina. Diplomada Universitaria de Enfermería. Hospital Universitario Miguel Servet.
  6. María Teresa Royo Tomás. Diplomada Universitaria en Enfermería. Hospital Clínico Universitario Lozano Blesa, Zaragoza.

 

RESUMEN

La crisis hipertensiva se trata de la elevación de la tensión arterial aguda que puede originar lesión en los órganos diana.

Las crisis hipertensivas se dividen:

Urgencias hipertensivas asintomáticas y que no afectan a ningún órgano diana, mientras que las

Emergencia hipertensiva afecta a órganos diana y la sintomatología dependerá del órgano afecto, presentan una elevada mortalidad por lo que requieren actuación urgente

 

PALABRAS CLAVE

Crisis hipertensiva, enfermería, plan de cuidados, NANDA, NIC, NOC.

 

ABSTRACT

Hypertensive crisis is an acute increase in blood pressure that can cause damage to target organs.

Hypertensive crises are divided:

asymptomatic hypertensive emergencies that do not affect any target organ, while.

Hypertensive emergency affects to target organs and the symptoms will depend on the affected organ, they have a high mortality rate and therefore require urgent action.

 

KEY WORDS

Hypertensive crisis, nursing, care plans, NANDA, NIC, NOC.

 

INTRODUCCIÓN

La presión arterial es una de las constantes básicas de la exploración física de un paciente y resulta determinante en la toma de decisiones clínicas. La línea entre la PA normal y la PA elevada e hipertensión arterial (HTA) se ha establecido de forma arbitraria, patente en las distintas definiciones de las guías de práctica clínica. La PA es un parámetro dinámico, sujeto a variaciones por innumerables factores y sigue los principios de alostasis de Sterling y Eyer. Así, considerando la PA medida en consulta con el paciente sentado, las guías de la Sociedad Europea de Cardiología y de la Sociedad Europea de Hipertensión establecen como «PA normal-alta» las cifras de PA sistólica (PAS) de 130-139 mmHg y/o diastólica (PAD) de 85-89 mmHg y como «hipertensión arterial de grado 1», una medición de PAS de 140-159 y/o PAD 90-99; mientras que las guías del Colegio Americano de Cardiología, realizadas en colaboración con la Asociación Americana del Corazón entre otros grupos, definen como «PA elevada» cifras de PAS de 120-129 mmHg y PAD inferior a 80 mmHg, considerando ya como primer estadio de hipertensión cifras de PAS 130-139 mmHg o PAD 80-89 mmHg1-3.

La prevalencia de la hipertensión arterial (HTA) en la población española se sitúa en el 45%. Cualquier causa de HTA (esencial/primaria o secundaria a enfermedades vasculares, renales o endocrinológicas) puede provocar una crisis hipertensiva (4) independientemente del tiempo de evolución: si bien son más frecuentes en los pacientes con HTA esencial crónica mal controlada (5), también pueden darse en pacientes previamente no diagnosticados de HTA (6). Las crisis hipertensivas son un motivo frecuente de consulta en los Servicios de Urgencias. En España, suponen el 1,45% de las urgencias atendidas, siendo el 27% de ellas emergencias hipertensivas6. A pesar de que la prevalencia y la epidemiología de las crisis hipertensivas no ha variado en los últimos 40 años (del 1 al 2% de los pacientes hipertensos presentarán una emergencia hipertensiva en algún momento de su vida)7 gracias al avance en el tratamiento hipotensor farmacológico se ha conseguido reducir la mortalidad del 80 al 10%8.

La crisis hipertensiva se define en las guías europeas como una elevación aguda de la presión arterial (PA) superior a 180 mm Hg de PA sistólica (PAS) y/o mayor de 120 mm Hg de PA diastólica

(PAD) que puede derivar en la lesión de órganos diana (9). Más relevancia tiene el cuadro clínico que la magnitud de la elevación de la PA, considerándose CH cifras inferiores si se presentan en pacientes con PA previa normal (por ejemplo, en gestantes, pacientes jóvenes con glomerulonefritis) o si la elevación de la PA ha sido abrupta. En cambio, pacientes con HTA mal controlada de larga evolución pueden tolerar cifras altas de PA y cursar asintomáticos. Las crisis hipertensivas se dividen en urgencias hipertensivas o emergencias hipertensivas, con diferente pronóstico y tratamiento, en función de la presentación clínica y no de las cifras de PA10,11.

La urgencia hipertensiva es la crisis hipertensiva que no produce afectación de órgano diana. Es la más frecuente. Cursa asintomática y no supone un riesgo para la vida del paciente. Suele presentarse en pacientes hipertensos por incumplimiento terapéutico o transgresión dietética. El descenso de la PA debe ser gradual (días) con fármacos vía oral y bajo control ambulatorio. Es importante evitar descensos bruscos de las cifras de PA, ya que esto provocaría hipoperfusión tisular.

Las emergencias hipertensivas son menos frecuentes que las urgencias hipertensivas, pero con elevada mortalidad. Se definen como emergencia hipertensiva cuando existe lesión de órgano diana (a nivel cardiovascular, renal o neurológico). La presentación clínica depende del órgano afectado, siendo los síntomas más frecuentes: disnea (29%), dolor torácico (26%), cefalea (23%), alteración del nivel de consciencia (20%) y déficit neurológico focal (11%)8. En cuanto a los cuadros clínicos de presentación, los más frecuentes son el accidente cerebrovascular agudo (39%) y el edema agudo de pulmón (25%)12,13. Requieren una rápida y consistente actuación terapéutica por vía parenteral (reducción de la PA en menos de 1 hora), si bien no se deben llevar las cifras de PA a niveles normales. El paciente debe permanecer hospitalizado en el área de observación de Urgencias, en una unidad de cuidados intermedios o de cuidados intensivos.

 

PRESENTACIÓN DEL CASO CLÍNICO

Varón de 70 años que acude con crisis hipertensiva.

Antecedentes personales.

No reseñables.

Medicación.

No toma medicación actualmente.

Alergias.

Sin alergias medicamentosas conocidas hasta la fecha.

Enfermedad actual.

Varón 70 años que acude a urgencias derivado de su centro de salud por sensación de mareo con unas TA DE 235/115 mmHg.

Se le ha administrado 2 comprimidos de captopril 25 mg.

Derivan de dicho centro porque no tienen calcioantagonista en centro de salud.

Exploración física:

Tensión arterial: 170/91 mmHg.

Frecuencia Cardiaca:92 ppm.

Saturación de oxígeno 99%.

Temperatura 36,4oC.

Consciente, orientado y normocoloreado.

Eupneico.

Auscultación cardiaca rítmica 95 lpm.

Auscultación pulmonar: murmullo vesicular conservado.

Abdomen: blando depresible y no doloroso.

Extremidades inferiores no edemas y pulsos conservados.

Peso 95 Kg. Talla 169cm

PRUEBAS COMPLEMENTARIAS:

ECG Ritmo sinusal con frecuencia cardíaca

Tratamiento farmacológico recibido en urgencias

  • 2 comprimidos de amlodipino.
  • Furosemida intravenosa.
  • Captopril 50 sl.
  • Orfidal sl

 

Evolución:

Paciente ha permanecido en sala de observación donde se le ha administrado furosemida iv, captopril 50 y orfidal sl TA 170/91 mmHg Y ASINTOMÁTICO.

SE PAUTA AMLODIPINO 10 MG PARA VER EVOLUCIÓN, si mejora alta y control en centro de salud.

La última toma tras la administración 150/ 80 mmHg.

Tras la mejoría en la TA y en ausencia de signos y sin síntomas

Se decide alta a domicilio iniciando tratamiento antihipertensivo y control por su médico de cabecera.

Impresión diagnóstica:

CRISIS HIPERTENSIVA

Tratamiento al alta.

  • Ramipril 5 mg un comprimido por la mañana.

 

Control de la tensión arterial por enfermería de centro de salud.

  • Acudir al médico de cabecera para ajuste de tratamiento antihipertensivo.

 

VALORACIÓN DE LAS NECESIDADES BÁSICAS SEGÚN VIRGINIA HENDERSON14

1.NECESIDAD DE OXIGENACION:

sin alteraciones.

2.NECESIDAD DE NUTRICIÓN E HIDRATACIÓN:

Paciente refiere comer más carne que pescado, poca fruta (1 o dos al día) verdura 3 o 4 semanas.

Refiere beber 2 litros de agua al día y alguna cerveza los fines de semana.

3.NECESIDAD DE ELIMINACIÓN:

El paciente manifiesta que es adecuada y no se observan signos que indiquen lo contrario.

4.NECESIDAD MOVER Y MANTENER LA POSTURA:

presenta inestabilidad por el mareo a la llegada a urgencias.

En su vida diaria dice que pasea con su mujer (no demasiado frecuente).

Comenta que hace una vida bastante sedentaria.

5.NECESIDAD DE DORMIR Y DESCANSAR:

sin alteraciones.

6.NECESIDAD DE VESTIRSE Y DESVESTIRSE:

Paciente independiente para realizarlo y elegir la ropa adecuada.

7.NECESIDAD DE MANTENER LA TEMPERATURA CORPORAL:

Paciente febril en el momento de la valoración.

8.NECESIDAD DE MANTENER LA HIGIENE PERSONAL:

Paciente no presenta alteraciones a simple vista, está aseado y bien vestido, refiere ducha diaria y en verano varias veces al día.

9.NECESIDAD DE EVITAR PELIGROS I ENTORNO consciente y orientado en tiempo y espacio.

10.NECESIDAD DE COMUNICACIÓN Paciente se comunica sin problema.

11.NECESIDAD DE VIVIR SEGÚN SUS VALORES Y CREENCIAS Se desconoce información.

12. NECESIDAD OCUPACIÓN:

Está jubilado, comenta que ayuda poco en casa, su mujer cuida a dos nietos y él los lleva al colegio.

También acompaña a su mujer a hacer la compra casi siempre en coche.

13.NECESIDAD DE PARTICIPAR EN ACTIVIDADES RECREATIVAS:

Comenta que sale a pasear con su mujer y nietos, pero menos de lo que le gustaría, quedar con amigos los fines de semana.

14.NECESIDAD DE APRENDIZAJE:

necesidad de información sobre su enfermedad para modificación de hábitos e inicios de vida saludable.

 

DIAGNÓSTICOS DE ENFERMERÍA POR TAXONOMÍA NANDA, NOC, NIC 15-17

00001: Desequilibrio nutricional por exceso r/c aporte excesivo de nutrientes, falta de ejercicio, m/p obesidad.

Resultados NOC:

[1612] Control de peso.

Indicadores:

  • 161201 Supervisa el peso corporal.
  • 161203 Equilibrio entre ejercicio e ingesta calórica.
  • 161221 Alcanza peso óptimo.
  • 161222 Mantiene peso óptimo.

 

[1004] Estado nutricional.

[100401) Estado nutricional: ingestión de nutrientes.

Intervenciones NIC:

[1260] Manejo del peso.

[1100] Manejo de la nutrición.

[1160] Monitorizaciónn nutricional.

Actividades generales:

  • Enseñar a la persona la relación entre ingesta de alimentos, el ejercicio, la pérdida y la ganancia de peso.
  • Determinar peso corporal aceptable.
  • Determinar el número de calorías y tipo de nutrientes necesarios.
  • Ofrecer comidas ligeras.

 

00168 Sedentarismo r/c hábitos de vida y bajo nivel de actividad física, obesidad, m/p poca tolerancia al ejercicio.

Resultados NOC:

[0002] Conservación de la energía.

Indicadores:

  • 000201 Equilibrio entre actividad y descanso.
  • 000206 Mantiene una nutrición adecuada.

 

[2004] Forma física.

Indicadores:

  • 200409 Índice de masa corporal (IMC).
  • 200405 Ejercicio habitual.

 

[0005] Tolerancia a la actividad.

Indicadores:

  • 000502 Frecuencia cardíaca ERE en respuesta a la actividad.
  • 000503 Frecuencia respiratoria ERE en respuesta a la actividad.
  • 000512 Fuerza.
  • 000515 Presión arterial ERE en respuesta a la actividad.

 

Intervenciones NIC:

[4310] Terapia de actividad.

Actividades:

  • Aconsejar al paciente para que escoja actividades coherentes con sus posibilidades físicas.
  • Ayudar al paciente a explorar el significado personal de la actividad a realizar.

 

[0200] Fomento del ejercicio.

Actividades:

  • Informar al paciente acerca de los beneficios para la salud y los efectos psicológicos del ejercicio.
  • Ayudar al paciente a desarrollar un programa de ejercicios personalizado (en colaboración con un médico y fisioterapeuta).

 

[5612] Enseñanza: ejercicio.

Actividades:

  • Informar al paciente del propósito y los beneficios del ejercicio prescrito.
  • Ayudar al paciente a alternar períodos de descanso y actividad.
  • Ayudar al paciente a marcarse objetivos para un aumento lento, progresivo y constante del ejercicio.

 

00267 Riesgo de tensión arterial inestable r/c crisis hipertensiva.

NOC2 (resultado).

1837 Conocimiento: control de la hipertensión.

  • Indicadores
    • 183701 Rango normal de presión arterial sistólica.
    • 183702 Rango normal de presión arterial diastólica.
    • 183703 Objetivo de presión arterial.
    • 183704 Métodos para medir la presión arterial.
    • 183705 Complicaciones potenciales de la hipertensión.
    • 183706 Opciones terapéuticas disponibles.
    • 183708 Signos y síntomas de exacerbación de la hipertensión.
    • 183713 Importancia de la adherencia al tratamiento.
    • 183714 Importancia de informar al profesional sanitario de toda la medicación actual.
    • 183715 Importancia de mantener visitas de seguimiento.
    • 183716 Beneficios del autocontrol continuo.
    • 183718 Beneficios de la pérdida de peso.
    • 183719 Beneficios de las modificaciones del estilo de vida.
    • 183720 Estrategias para controlar el estrés.
    • 183721 Dieta prescrita.
    • 183722 Estrategias para cambiar los hábitos dietéticos.

 

NIC3 (intervenciones).

5602 Enseñanza: proceso de enfermedad.

  • Evaluar el nivel actual de conocimientos del paciente relacionado con el proceso de enfermedad específico.
  • Explicar la fisiopatología de la enfermedad y su relación con la anatomía y la fisiología, según cada caso.
  • Revisar el conocimiento del paciente sobre su afección.
  • Reconocer el conocimiento del paciente sobre su afección.
  • Describir los signos y síntomas comunes de la enfermedad, según corresponda.
  • Explorar con los pacientes lo que ya han hecho para controlar los síntomas.
  • Describir el proceso de la enfermedad, según corresponda.
  • Identificar las etiologías posibles, según corresponda.
  • Proporcionar información al paciente acerca de la enfermedad, según corresponda.
  • Identificar cambios en el estado físico del paciente.
  • Evitar las promesas tranquilizadoras vacías.
  • Dar seguridad sobre el estado del paciente, según corresponda.

 

6680 Monitorización de los signos vitales.

  • Monitorizar la presión arterial, pulso, temperatura y estado respiratorio.
  • Observar las tendencias y fluctuaciones de la presión arterial.
  • Monitorizar la presión arterial mientras el paciente está acostado, sentado y de pie antes y después de cambiar de posición, según corresponda.
  • Monitorizar la presión arterial después de que el paciente tome las medicaciones, si es posible.
  • Auscultar la presión arterial en ambos brazos y comparar, según corresponda.
  • Monitorizar la presión arterial, pulso y respiraciones antes, durante y después de la actividad, según corresponda.
  • Monitorizar el ritmo y la frecuencia cardíaca.
  • Monitorizar los tonos cardíacos.
  • Monitorizar la frecuencia y el ritmo respiratorios (profundidad y simetría).
  • Monitorizar la pulsioximetría.

 

BIBLIOGRAFÍA

  1. Williams B, Mancia G, Spiering W, Agabiti Rosei E, Azizi M, Burnier M, et al. 2018 ESC/ESH Guidelines for the management of arterial hypertensionThe Task Force for the management of arterial hypertension of the European Society of Cardiology (ESC) and the European Society of Hypertension (ESH). Eur Heart J. 2018;39(33):3021-104.
  2. Whelton PK, Carey RM, Aronow WS, Casey DE, Collins KJ, Dennison Himmelfarb C, et al. 2017 ACC/AHA/AAPA/ABC/ ACPM/AGS/APhA/ASH/ASPC/NMA/PCNA Guideline for the
  3. prevention, detection, evaluation, and management of high blood pressure in adults: a report of the American College of Cardiology/ American Heart Association Task Force on Clinical Practice Guidelines. Hypertension. 2018;71(6):e13-115.
  4. Unger T, Borghi C, Charchar F, Khan N A, Poulter NR , Prabhakaran D, et al. 2020 International Society of Hypertension Global Hypertension Practice Guidelines. Hypertension. 2020;75(6): 1334-57.
  5. Banegas JR, Rodríguez-Artalejo F, Cruz JJ, Guallar P, Rey J. Blood pressure in Spain: distribution, awareness, control and benefits of a reduction in average pressure. Hypertension. 1998;32:998-1002.
  6. Varon J, Marik PE. Clinical review: the management of hypertensive crises.
  7. Crit Care. 2003;7(5):374-84.
  8. Pérez E, Juárez S, Laguna P y grupo de estudio SUHCCRIHTA. Crisis hipertensivas en los servicio de urgencias hospitalarios. Emergencias. 2001;13:82-8.
  9. Deshmukh A, Kumar G, Kumar N, Nanchal R, Gobal F, Sakhuja A, et al. Effect of joint national committee VII report on hospitalizations for hypertensive emergencies in the United States. Am J Cardiol. 2011;108(9):1277-82.
  10. Marik PE, Rivera R. Hypertensive emergencies: an update. Crit Care. 2011;17(6):569-80.
  11. Mancia G, De Backer G, Dominiczak A, Cifkova R, Fagard R,Germano G, et al. 2007 Guidelines for the Management of Arterial Hypertension: The Task Force for the Management of Arterial Hypertension of the European Society of Hypertension (ESH) and the European Society of Cardiology (ESC). J Hypertens. 2007;25:1105-87.
  12. Sociedad Española de Hipertensión-Liga Española para la lucha contra la Hipertensión Arterial (SEH-LELHA). Guía de diagnóstico y tratamiento la hipertensión arterial en España 2005. Tratamiento de la hipertensión arterial en situaciones especiales. Hipertensión. 2005;22:1-84.
  13. Chobanian AV, Bakris GL, Black HR. The Seventh Report of the Joint National Committee on Prevention, Detection, Evaluation and Treatment of Hight Blood Pressure: The JNC7 Report. JAMA. 2003;289:2560-72.
  14. Martín JF, Higashiama E, García E, Luizon MR, Cipullo JP. Hypertensive crisis profile. Prevalence and clinical presentation. Arq Bras Cardiol. 2004;83:131.
  15. Zampaglione B, Pascale C, Marchisio M, Cavallo-Perin P. Hypertensive urgencies and emergencies. Prevalence and clinical presentation. Hypertension. 1996;27:144.
  16. 14.Luis Rodrigo Mª T. Fernández C, Navarro Gómez, Mª V. De la teoría a la práctica. El pensamiento de Virginia Henderson en el S XXI. 3ºed. Madrid: Elsevier – Masson; 2005.
  17. 15.NANDA Internacional. Diagnósticos Enfermeros. Definiciones y Clasificación 2009-2011. Madrid: Elsevier España, 2010.
  18. 16Bulecheck G, Butcher HK, Mccloskey J. Clasificación de Intervenciones de Enfermería (NIC). 5ª ed. Madrid: Mosby. Harcourt, 2009.
  19. 17.Moorhead S, Johnson M, Maas ML, Swanson E. Clasificación de Resultados de Enfermería (NOC). 4 ª ed. Barcelona: Elsevier, 2009.

Publique con nosotros

Indexación de la revista

ID:3540

Últimos artículos