Desinvaginación intestinal en el quirófano pediátrico. Un análisis monográfico

16 mayo 2024

AUTORES

  1. Ángela Molina Sierra. Enfermera en Hospital Universitario Miguel Servet (Zaragoza, España).
  2. Erica Victoria Delgado Hynes. Enfermera en Hospital Universitario Miguel Servet (Zaragoza, España).
  3. Marina Pisonero Rivero. Enfermera en Hospital Universitario Miguel Servet (Zaragoza, España).
  4. Sonia López Abia. Enfermera en Hospital Universitario Miguel Servet (Zaragoza, España).
  5. Ana Belén García Garrido. Enfermera en Hospital Universitario Miguel Servet (Zaragoza, España).
  6. Paula Pastor Morales. Enfermera en Hospital Universitario Miguel Servet (Zaragoza, España).

 

RESUMEN

La intususcepción es una emergencia médica que requiere atención inmediata. En los niños, los síntomas incluyen dolor abdominal intermitente, vómitos y heces con sangre. En adultos, la intususcepción suele ser menos común y más difícil de diagnosticar debido a la superposición de síntomas con otros trastornos. El diagnóstico se realiza mediante ultrasonido abdominal, radiografía o enema con contraste. El tratamiento inicial implica estabilización del paciente y, en algunos casos, un enema de contraste realizado en el quirófano pediátrico bajo anestesia general. Si el tratamiento no tiene éxito, se requiere cirugía. Las complicaciones incluyen perforación intestinal y peritonitis, que pueden ser fatales si no se tratan adecuadamente.

PALABRAS CLAVE

Intususcepción, dolor abdominal, cirugía general.

ABSTRACT

Intussusception is a medical emergency that requires immediate attention. In children, symptoms include intermittent abdominal pain, vomiting, and bloody stools. In adults, intussusception is usually less common and more difficult to diagnose due to symptom overlap with other disorders. Diagnosis is made through abdominal ultrasound, X-ray, or contrast enema. Initial treatment involves patient stabilization and, in some cases, a contrast enema performed in the pediatric operating room under general anesthesia. If treatment is unsuccessful, surgery is required. Complications include intestinal perforation and peritonitis, which can be fatal if not properly treated.

KEY WORDS

Intussusception, abdominal pain, general surgery.

DESARROLLO DEL TEMA

La intususcepción es una afección gastrointestinal poco común pero potencialmente grave, que se caracteriza por la invaginación de una porción del intestino en una sección adyacente. Este fenómeno puede provocar una serie de complicaciones, incluida la obstrucción intestinal y la comprometida circulación sanguínea en el área afectada. Aunque es más común en niños menores de 3 años, también puede afectar a adultos, aunque en menor medida.

Este artículo tiene como objetivo proporcionar una visión exhaustiva de la intususcepción, abordando aspectos clave como sus posibles causas, síntomas característicos, métodos de diagnóstico, opciones de tratamiento y las complicaciones asociadas. Además, se destaca el papel crucial que desempeñan el quirófano pediátrico y el personal de enfermería en el manejo efectivo de esta condición médica.

Es fundamental comprender la intususcepción y su impacto tanto en niños como en adultos, ya que puede manifestarse de manera diferente en cada grupo de edad y requerir enfoques de tratamiento distintos. Al resaltar la importancia del quirófano pediátrico y el papel esencial de la enfermería, se busca enfatizar la necesidad de una atención especializada y coordinada para garantizar el mejor resultado posible para los pacientes afectados por esta afección gastrointestinal.

DEFINICIÓN:

La intususcepción se caracteriza por la invaginación de una parte del intestino en una sección adyacente del mismo, lo que puede causar obstrucción del paso de alimentos o líquidos. Además, esta condición puede comprometer el flujo sanguíneo hacia la zona afectada del intestino, lo que aumenta el riesgo de infección, necrosis intestinal o perforación intestinal2.

El intestino adopta la forma de un largo conducto en el cuerpo humano. En la intususcepción, una sección del intestino, generalmente el intestino delgado, se desliza dentro de una parte contigua. Este deslizamiento se produce de manera telescópica, similar a cómo se pliegan las partes de un telescopio2.

La intususcepción, una condición poco común pero grave, ocurre cuando una porción del intestino se introduce en otra sección adyacente. Es la causa principal de obstrucción intestinal en niños menores de 3 años, aunque su origen exacto suele ser desconocido. Por otro lado, en adultos, esta condición suele estar asociada con enfermedades subyacentes como tumores, siendo menos frecuente. En niños, se puede corregir mediante procedimientos menores para volver a colocar los intestinos en su posición normal, mientras que, en adultos, a menudo se requiere cirugía para resolver el problema2.

SÍNTOMAS:

Niños2:

  • El primer signo de intususcepción en bebés, generalmente sanos, puede ser un llanto repentino y agudo debido al dolor abdominal. Los bebés afectados pueden encogerse llevando las rodillas al pecho durante el llanto.
  • El dolor de la intususcepción tiende a aparecer y desaparecer, con episodios dolorosos que se repiten cada 15 a 20 minutos inicialmente. Con el tiempo, estos episodios se vuelven más prolongados y frecuentes.
  • Otros síntomas incluyen heces con sangre y mucosidad, a veces descritas como «heces de jalea de grosella» debido a su apariencia, vómitos, presencia de un bulto en el abdomen, debilidad o falta de energía, y diarrea.

 

No todos los síntomas se presentan en todos los casos. Algunos bebés pueden no experimentar un dolor evidente, mientras que otros pueden no tener sangre en las heces o un bulto abdominal. Algunos niños mayores pueden experimentar dolor sin otros síntomas.

Adultos2:

  • La intususcepción es poco común en adultos y, debido a que los síntomas se superponen con los de otros trastornos, puede ser difícil de identificar.
  • El síntoma más común es el dolor abdominal intermitente. Además, pueden experimentar náuseas y vómitos.

 

En ocasiones, las personas pueden experimentar síntomas durante semanas antes de buscar atención médica.

CAUSAS:

EN NIÑOS2:

  • La causa exacta de la intususcepción en la mayoría de los casos infantiles sigue siendo desconocida. Se observa que esta afección ocurre con mayor frecuencia durante los meses de otoño e invierno. Dado que muchos niños afectados presentan síntomas similares a los de la gripe, se sospecha que un virus podría ser un factor contribuyente.
  • En algunos casos, se identifica una causa mecánica subyacente, siendo los divertículos de Meckel (bolsas en el revestimiento del intestino delgado) la más común de ellas.

 

EN ADULTOS2:

En el caso de adultos, la intususcepción suele estar asociada con enfermedades o procedimientos específicos. Estas pueden incluir:

  • Pólipos o tumores en el intestino.
  • Formación de tejido cicatricial (adherencias) en el intestino.
  • Cirugía abdominal previa, como la realizada para perder peso, como el bypass gástrico u otras intervenciones en el tracto intestinal.
  • Inflamación intestinal debido a enfermedades como la enfermedad de Crohn.

 

FACTORES DE RIESGO:

EDAD Y SEXO:

La intususcepción es considerablemente más común en niños, especialmente en aquellos en la primera infancia, siendo la causa principal de obstrucción intestinal en niños entre los 6 meses y los 3 años. Además, afecta con mayor frecuencia a los varones que a las mujeres2.

FORMACIÓN INTESTINAL ANORMAL:

La malrotación intestinal, una condición en la cual el intestino no se desarrolla ni gira adecuadamente desde el nacimiento, aumenta significativamente el riesgo de intususcepción2.

AFECCIONES ESPECÍFICAS:

Ciertos trastornos médicos también pueden aumentar la susceptibilidad a la intususcepción, entre ellos2:

  • Fibrosis quística.
  • Púrpura de Schonlein-Henoch, también conocida como vasculitis por IgA.
  • Enfermedad de Crohn.
  • Enfermedad celíaca.

 

PRUEBAS Y EXÁMENES EN NIÑOS:

El profesional de la salud realizará un examen exhaustivo que podría identificar una masa abdominal, además de observar signos de deshidratación o estado de shock3.

Los exámenes diagnósticos pueden comprender3:

-Ultrasonido abdominal.

-Radiografía abdominal.

-Enema con aire o contraste.

TRATAMIENTO:

La intususcepción intestinal es un proceso en el cual una porción del intestino (ya sea delgado o grueso) se pliega dentro de otra porción adyacente. Esto ocasiona dificultades en el paso del contenido intestinal (obstrucción intestinal) y puede comprometer la circulación sanguínea en la pared intestinal. Mientras que algunos tipos de intususcepción son temporales y benignos (afectando solo al intestino delgado), aquellos que involucran al intestino grueso (colon) pueden acarrear serias consecuencias si no se tratan adecuadamente. La desinvaginación intestinal es un procedimiento terapéutico mediante el cual se busca reposicionar las porciones intestinales en su posición correcta. Esto se logra introduciendo un agente (como contraste baritado, suero o aire) a través de una sonda rectal para ejercer presión y revertir la invaginación4.

En primer lugar, se procede a estabilizar al niño. Se introduce una sonda nasogástrica a través de la nariz hasta el estómago para descomprimirlo y se coloca una vía intravenosa en el brazo para administrar líquidos y prevenir la deshidratación. En algunos casos, la obstrucción intestinal puede tratarse mediante un enema de aire o de contraste, realizado por un radiólogo experimentado, en el quirófano pediátrico bajo anestesia general. Sin embargo, este procedimiento conlleva un riesgo de perforación intestinal3.

Si estas medidas no resultan efectivas, el niño requerirá una intervención quirúrgica. Generalmente, es posible salvar el tejido intestinal, aunque cualquier tejido muerto será extirpado durante la cirugía. Es probable que se prescriban antibióticos para tratar posibles infecciones. Además, se continuará administrando líquidos y nutrición intravenosa hasta que el niño recupere la función intestinal normal3.

COMPLICACIONES Y RIESGOS:

El pronóstico clínico es favorable con un tratamiento temprano. Sin embargo, existe el riesgo de recurrencia de este problema. En caso de que se produzca una perforación intestinal, es crucial intervenir de inmediato. De no tratarse, la intususcepción intestinal suele tener consecuencias fatales en bebés y niños pequeños3.

La intususcepción puede comprometer el flujo sanguíneo hacia la porción afectada del intestino, lo que resulta en la muerte del tejido intestinal si no se trata. Esta necrosis tisular puede provocar la perforación de la pared intestinal, dando lugar a una grave complicación conocida como peritonitis, una infección en la membrana que recubre la cavidad abdominal2.

La peritonitis representa una emergencia médica que pone en peligro la vida y requiere atención inmediata. Sus síntomas característicos incluyen dolor abdominal intenso, hinchazón en el abdomen, fiebre y vómitos. En casos más graves, la peritonitis puede llevar a que el niño entre en estado de shock, manifestado por piel fría y húmeda, pulso débil y rápido, respiración alterada y signos de ansiedad o letargo extremo. Ante la sospecha de estado de shock, es imperativo buscar atención médica de emergencia de inmediato2.

Cualquier procedimiento médico conlleva riesgos. Aunque la mayoría de las veces estos riesgos no se materializan y el procedimiento se realiza sin causar daños o efectos secundarios no deseados, en ocasiones pueden surgir complicaciones. Por eso es crucial que esté informado sobre los posibles riesgos asociados con este proceso o intervención. Los riesgos más comunes incluyen aquellos derivados del estado general del niño, que puede estar deshidratado y debilitado debido a la duración de la intususcepción intestinal. Estas alteraciones serán tratadas y monitoreadas por el pediatra4.

Entre los riesgos más graves asociados con la técnica que estamos llevando a cabo se encuentran4:

  • Alteraciones hidroelectrolíticas en el niño, que pueden prevenirse mediante una adecuada hidratación a través de una vía intravenosa periférica y la administración de sueros apropiados.
  • Perforación intestinal: cuando la pared intestinal está debilitada debido a la prolongada intususcepción, existe el riesgo de que se produzca una ruptura de la pared intestinal y la fuga del contraste al abdomen. Esta complicación es muy poco frecuente, ocurriendo en solo un 0,5% a un 2,5% de los casos. En caso de que ocurra, se requerirá una intervención quirúrgica inmediata para tratar al niño.

 

Sin embargo, en caso de que se produzca alguna complicación, tenga la seguridad de que todos los recursos de este hospital estarán disponibles para intentar solucionarla.

 

CONCLUSIONES

El manejo efectivo de la intususcepción requiere una coordinación cuidadosa entre el personal médico y de enfermería en el quirófano pediátrico. La rápida identificación y tratamiento de esta condición puede salvar vidas y reducir el riesgo de complicaciones graves. La enfermería desempeña un papel crucial en la preparación del paciente para la intervención quirúrgica, la administración de cuidados postoperatorios y la monitorización de posibles complicaciones. Además, el enfoque multidisciplinario en el tratamiento de la intususcepción garantiza una atención integral y de alta calidad para los pacientes pediátricos y adultos afectados.

 

BIBLIOGRAFÍA

  1. DeCS – Descriptores en Ciencias de la Salud [Internet]. Bvsalud.org. [citado el 28 de enero de 2024]. Disponible en: https://decses.bvsalud.org/E/homepagee.htm
  2. Invaginación [Internet]. Mayo Clinic. 2023 [citado el 11 de abril de 2024]. Disponible en: https://www.mayoclinic.org/es/diseases-conditions/intussusception/symptoms-causes/syc-20351452
  3. Invaginación intestinal en los niños [Internet]. Medlineplus.gov. [citado el 11 de abril de 2024]. Disponible en: https://medlineplus.gov/spanish/ency/article/000958.htm
  4. Hospitaluvrocio.es. [citado el 11 de abril de 2024]. Disponible en: https://www.hospitaluvrocio.es/wp-content/uploads/2019/07/Desinvaginaci%C3%B3n-intestinal-noDPI.pdf

 

Publique con nosotros

Indexación de la revista

ID:3540

Últimos artículos