Infección por severe acute respiratory syndrome coronavirus 2 (sars-cov-2). Un trabajo monográfico.

29 abril 2022

AUTORES

  1. María del Mar Crespo Burillo. Enfermera de Atención Continuada. CS Andorra. Teruel. España.
  2. Naira Aguirre Prat. Enfermera de UCI Traumatología Hospital Universitario Miguel Servet. Zaragoza. España.
  3. Sonia Apesteguía Bolaños. Enfermera de hospitalización Cardiología/Neurología Hospital Royo Villanova. Zaragoza. España.
  4. Sara Adell Pellicer. Enfermera de Anestesiología y Reanimación Hospital Clínico Universitario Lozano Blesa. Zaragoza. España.

 

RESUMEN

La enfermedad por coronavirus (COVID-19) es una enfermedad infecciosa causada por el virus Severe Acute Respiratory Syndrome CoronaVirus 2 (SARS-CoV-2). La COVID-19 se manifiesta por una sintomatología muy variada, aunque la presentación clínica más frecuente es la Infección Respiratoria Aguda (IRA). Por término medio, los síntomas tardan 5 ó 6 días en remitir desde que una persona se infecta, pero pueden tardar hasta 14 días. Se calcula que el 10% de los pacientes infectados sufrirá “condición post COVID”.

A principios del año 2022, se han confirmado 308.458.509 casos en todo el mundo, 112.496.063 en Europa y 7.457.301 en España. Se han notificado 5.492.595 fallecidos en el mundo, 1.701.319 en Europa y 90.136 en España.

El SARS-CoV-2 puede transmitirse de persona a persona por diferentes vías, siendo la principal mediante el contacto directo y la inhalación de las gotas y aerosoles respiratorios. Se ha detectado en secreciones nasofaríngeas, incluyendo la saliva.

El diagnóstico del SARS-CoV-2 tiene como objetivos la detección de la infección y el control de la transmisión. Entre las pruebas diagnósticas de infección aguda (PDIA), cuya muestra es exudado nasofaríngeo u orofaríngeo, encontramos pruebas de amplificación del ácido nucleico viral y test rápidos de detección de antígenos (TRA). También se puede hacer una prueba de diagnóstico serológico, que detecta la respuesta de anticuerpos.

Se han estudiado varios medicamentos para evaluar su seguridad y eficacia como agentes potenciales para la profilaxis farmacéutica o el tratamiento de COVID-19. Las vacunas utilizadas en España han sido Comirnaty, Spikevax, Vaxzevria y Janssen.

Las enfermeras son fundamentales para aplicar los cuidados al paciente con COVID-19, prevenir y detectar complicaciones de forma precoz y colaborar con el equipo clínico, para valorar la respuesta del paciente frente al SARS-CoV-2.

 

PALABRAS CLAVE

SARS-CoV-2, COVID-19, Enfermería.

 

ABSTRACT

Coronavirus disease (COVID-19) is an infectious disease caused by the Severe Acute Respiratory Syndrome CoronaVirus 2 (SARS-CoV-2). COVID-19 manifests with a wied varied symptoms, although the most common clinical presentation is Acute Respiratory Infection (IRA). On average, it takes 5 to 6 days for symptons to subside from the time a person become infected, but it can take up to 14 days. It is estimated that 10% of infected patients will suffer from a «post COVID condition».

At the beginning of 2022, 308,458,509 cases have been confirmed worldwide, 112,496,063 in Europe and 7,457,301 in Spain. 5,492,595 deaths have been reported in the world, 1,701,319 in Europe and 90,136 in Spain.

SARS-CoV-2 can be transmitted from person to person by different routes, the main one being through direct contact and inhalation of respiratory droplets and aerosols. It has been detected in nasopharyngeal secretions, including saliva.

Diagnosis of ARS-CoV-2 is aimed to detecting infection and controlling transmission. Among the diagnostic tests for acute infection (PDIA), whose sample is nasopharyngeal or oropharyngeal exudate, we find viral nucleic acid amplification tests and rapid antigen detection tests (TRA). A serological diagnostic test, wich detecs the antibody response, can also be perfomed.

Several drugs have been studied to evaluate their safety and efficacy as potential agents for pharmaceutical prophylaxis or treatment of COVID-19. The vaccines used in Spain have been Comirnaty, Spikevax, Vaxzevria and Janssen.

Nurses are essential to apply care to COVID-19 patients, prevent and detect complications early and collaborate with the clinical team, to assess the patient’s response to SARS-CoV-2.

 

KEYWORDS

SARS-CoV-2, COVID-19, Nursing.

 

DESARROLLO DEL TEMA

La enfermedad por coronavirus (COVID-19) es una enfermedad infecciosa causada por el virus Severe Acute Respiratory Syndrome CoronaVirus 2 (SARS-CoV-2), que pertenece a la familia Coronavirudae. Es de tipo RNA recombinante y tiene un elevado índice de variabilidad, lo que condiciona su mayor diversidad y su elevada capacidad de adaptación a otras especies 1,2,3.

El SARS-CoV-2 es un virus procedente del coronavirus de un murciélago y de otro coronavirus aún desconocido. Este patógeno emerge a partir de un reservorio animal, un murciélago, y un animal hospedador intermediario, que aún se investiga, y provoca infecciones en humanos 3,4,5.

Esta zoonosis está teniendo gran impacto en la población mundial, al ser altamente transmisible y tener una significativa tasa de mortalidad, por lo que la Organización Mundial de la Salud (OMS) declaró el estado de pandemia el 11 de marzo de 2020, tras haberlo identificado inicialmente en 27 casos de neumonía en Wuhan (China), en diciembre de 2019, y que los casos se exportarán por otros países 2,3,6.

A principios del año 2022, se han confirmado 308.458.509 casos en todo el mundo, 112.496.063 de ellos en Europa y, concretamente, 7.457.301 casos en España. Se han notificado 5.492.595 fallecidos en el mundo, de los cuales, 1.701.319 han sido en Europa y, exactamente, 90.136 fallecidos en España7.

La COVID-19 se manifiesta por una sintomatología muy variada, aunque la presentación clínica más frecuente es la Infección Respiratoria Aguda (IRA), de leve a moderada, en el 80% de los casos 1,3.
Los síntomas más frecuentes son: fiebre, tos, astenia, expectoración, disnea, odinofagia, cefalea, mialgia o artralgia, escalofríos o sensación distérmica, náuseas o vómitos, congestión nasal, diarrea, hemoptisis, congestión conjuntival, disfunción olfatoria y/o del gusto, mareo y diversos síntomas dermatológicos (erupciones de tipo rash y urticarias vesiculosas, más frecuente en adolescentes). También puede cursar de manera asintomática (en el 33% de los casos, y más frecuentemente en niños) 3,8.

La complicación más grave asociada al COVID-19 es el síndrome de distrés respiratorio agudo (SDRA), que comienza tras el inicio de la disnea; aunque también suele ser común el shock séptico y el fallo multiorgánico. Provoca un síndrome hiperinflamatorio, conocido como “tormenta de citoquinas”, con fiebre persistente, elevación de marcadores inflamatorios (dímero D, ferritina) y citoquinas proinflamatorias, que conduce al deterioro de los pacientes y se asocia a los casos en estado crítico y al fallecimiento. También hay una activación de la coagulación excesiva asociada a fenómenos trombóticos, daño tisular y peor pronóstico de las personas con sepsis. En niños se ha descrito un síndrome inflamatorio multisistémico similar a la enfermedad de Kawasaki y síndrome de shock tóxico, como complicaciones más habituales 3,8.

Los grupos con mayor riesgo de desarrollar enfermedad grave por COVID-19 son personas con mayor edad, enfermedades cardiovasculares e hipertensión arterial, diabetes, enfermedad pulmonar obstructiva crónica, cáncer, inmunosupresión, embarazo, obesidad, otras enfermedades crónicas y fumadoras 9.

Por término medio, los síntomas tardan 5 ó 6 días en remitir desde que una persona se infecta con el virus, pero pueden tardar hasta 14 días cuando la enfermedad ha sido leve y de 3 a 6 semanas cuando ha sido grave 1-3,10.

Se calcula que al menos un 10% de los pacientes refieren síntomas multiorgánicos prolongados y recurrentes tras el primer episodio de COVID-19, independientemente de la gravedad de éste, teniendo un gran impacto sanitario y social en la pandemia. La OMS lo ha nominalizado como “Condición post COVID” y lo ha definido como la afección posterior al COVID-19 que ocurre en personas con antecedentes de infección por SARS-CoV2 probable o confirmada, 3 meses después del inicio de COVID-19 y cursa con síntomas que duran al menos 2 meses y no pueden explicarse con un diagnóstico alternativo2,3,8.

El SARS-CoV-2 puede transmitirse de persona a persona por diferentes vías, siendo la principal mediante el contacto directo y la inhalación de las gotas y aerosoles respiratorios emitidos por un enfermo hasta las vías respiratorias superiores e inferiores de una persona susceptible. Las personas emiten aerosoles al hablar, toser o estornudar que, por su tamaño, pueden permanecer en el aire e infectar por inhalación y ser respirados en la proximidad cercana (generalmente, 2 metros de distancia) o compartiendo el aire en espacios cerrados 3,5.

También se puede producir el contagio por contacto indirecto a través de las manos o fómites contaminados por las secreciones respiratorias del enfermo con las mucosas de las vías respiratorias y la conjuntiva del susceptible. El SARS-CoV-2 puede permanecer activo en una superficie inanimada desde 2 horas hasta 6 días; pero se puede inactivar a los 5 minutos de aplicar lejía casera en concentraciones de 1:49 y 1:99, etanol 70%, povidona yodada 7,5%, cloroxylenol 0,05%, clorhexidina 0,05%, cloruro de benzalconio 0,1%, y solución de jabón líquido en concentración de 1:49 3,4.

El SARS-CoV-2 se ha detectado en secreciones nasofaríngeas, incluyendo la saliva 3.

Entre las pruebas diagnósticas de infección aguda (PDIA), cuya muestra es exudado nasofaríngeo u orofaríngeo, encontramos:

– Pruebas de amplificación del ácido nucleico viral: detectan la presencia del genoma viral. Destaca la Reverse Transciption Polymerasa Chain Reactio (RT-PCR), considerada el “gold estándar”. Existen otras que ofrecen tiempos de respuesta más cortos, simplifican el procesamiento o permiten su realización fuera del laboratorio, como Reverse Transcriptoin Loop Mediated Isothermal Amplification (RT-LAMP), Clusteres Regulary Interspaced Short Palindromic Repeats (CRISPR), amplificación mediada por la transcripción (TMA) y amplificación por desplazamiento de hebra (SDA).

– Test rápidos de detección de antígenos (TRA): son ensayos de inmunocromatografía de flujo lateral que detectan las proteínas del virus. Su principal potencial es el de proporcionar un diagnóstico rápido (15-20 minutos), en el lugar de atención sanitaria y mediante un procedimiento sencillo y con un bajo coste.

También se puede hacer una prueba de diagnóstico serológico, que detecta la respuesta de anticuerpos generada frente al virus, pero no es útil para detectar la infección de forma aguda 3,11.

El diagnóstico del SARS-CoV-2 tiene un objetivo clínico, la detección de la infección, y otro epidemiológico, el control de la transmisión 3.

 

Se han estudiado varios medicamentos para evaluar su seguridad y eficacia como agentes potenciales para la profilaxis farmacéutica o el tratamiento de COVID-19. Estos incluyen: corticosteroides, antivirales, interferones sistémicos, anticuerpos monoclonales contra componentes del sistema inmunológico como interleucina-6 (IL-6), otros inmunomoduladores y anticuerpos monoclonales contra componentes del SARS-CoV-2. Los ensayos clínicos de intervenciones terapéuticas para COVID-19 se han centrado en pacientes adultos y, por lo tanto, existen datos limitados sobre el tratamiento de COVID-19 en niños 12.

Con fecha 10 de noviembre de 2020, se encontraban en desarrollo 38 vacunas frente al virus SARS-CoV-2 en la fase I de ensayos clínicos, 14 en fase II y 11 en fase III, y seis más de la Federación Rusa y la República Popular China, aunque no habían concluido la fase III, aplicándose en situaciones restringidas 13.

Las vacunas utilizadas en España han sido:

– Comirnaty, de Pfizer/BioNTech. Basada en ARN Mensajero. Esquema de vacunación de 2 dosis.

– Spikevax, de Moderna, Inc. Basada en ARN mensajero. Esquema de vacunación de 2 dosis

– Vaxzevria, de Oxford Vaccine Group/AstraZeneca. Basada en Adenovirus de chimpancé. Esquema de vacunación de 2 dosis

– Janssen, de Johnson & Johnson. Basada en Adenovirus tipo 26. Esquema de vacunación de 1 dosis 13,14.

La estrategia de vacunación en España tiene como objetivo reducir la morbimortalidad por COVID19. El 87,9% de la población mayor de 12 años tiene una pauta completa de vacunación, a finales del año 2021. Según ha ido aumentando la cobertura de vacunación en España, se observa un curso mucho más benigno de la enfermedad, con perfiles de edad más jóvenes 8,14.

La pandemia supone enormes retos a nivel sanitario, además de social y económico. Para dar una respuesta sociosanitaria adecuada, es imprescindible disponer de protocolos que ayuden en la planificación, la ejecución y la toma de decisiones 15.

Las enfermeras son fundamentales para aplicar los cuidados al paciente con COVID-19, prevenir y detectar complicaciones de forma precoz y colaborar con el equipo clínico, para valorar la respuesta del paciente frente al SARS-CoV-2 15.

Es necesario aportar evidencia científica en Enfermería, para facilitar la valoración y elaboración de planes de cuidados a los pacientes con COVID-19 y establecer criterios comunes de actuación, que sirvan como ejemplo para los enfermeros, y así poder establecer un plan de cuidados estandarizado que facilite la atención y manejo de los pacientes infectados por SARS-CoV-2 16.

 

CONCLUSIONES

La enfermedad por coronavirus (COVID-19) es una enfermedad infecciosa causada por el virus Severe Acute Respiratory Syndrome CoronaVirus 2 (SARS-CoV-2).

Es una zoonosis que está teniendo gran impacto en la población mundial, al ser altamente transmisible y tener una significativa tasa de mortalidad.

La COVID-19 se manifiesta por una sintomatología muy variada, aunque la presentación clínica más frecuente es la IRA. En el curso y en la evolución de la enfermedad influyen los factores de riesgo y las comorbilidades subyacentes.

El SARS-CoV-2 puede transmitirse de manera directa, por la inhalación de gotas o aerosoles, y de manera indirecta, por fómites contaminados.

El diagnóstico del SARS-CoV-2 tiene un objetivo clínico, la detección de la infección, y otro epidemiológico, el control de la transmisión.

No existe un tratamiento específico para esta infección. El tratamiento es básicamente sintomático, en función de la evolución de cada paciente.

Conforme ha incrementado la tasa de vacunación, la enfermedad ha tomado un curso más benigno, por lo que es fundamental alcanzar altas cifras de vacunación.

La pandemia supone enormes retos a nivel sanitario, donde las Enfermeras son fundamentales, por lo que es necesario aportar evidencia científica a la hora de desarrollar los cuidados.

 

BIBLIOGRAFÍA

  1. Organización Mundial de la Salud. Coronavirus [Internet]. Ginebra: OMS; 2021 [19 Nov 2021]. Disponible en: https://www.who.int/es/health-topics/coronavirus#tab=tab_1
  2. Alamillo Salas J, Borderias Clau L, Chaverri Alaman C, Daga Calejero B, Del Corral Beamonte E, Figueras Villalba P et al. Proceso asistencial para la atención a las personas con condición post COVID-19 en Aragón [Internet]. Aragón: Gobierno de Aragón; 2021 [24 Nov 2021]. Disponible en: https://www.aragon.es/documents/20127/90404045/proceso+asistencial++para+la+atenci%C3%B3n++a+los+pacientes+con+covid+persistente.pdf/64efb985-2dfe-1f4e-d106-5a95f9999855?t=1637584685096
  3. Rodríguez Rodríguez E, Gómez Gómez-Acebo F, Armenteros del Olmo L, Rodríguez Ledo MP. Guía Clínica para la atención al paciente Long COVID/COVID Persistente. 1º ed. Madrid: Ergon; 2021.
  4. Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias. Ministerio de Sanidad. Información científica-Técnica. Información microbiológica acerca de SARS-CoV-2 [Internet]. Madrid: Ministerio de Sanidad; 2021 [15 Nov 2021]. Disponible en: https://www.sanidad.gob.es/profesionales/saludPublica/ccayes/alertasActual/nCov/documentos/20210621_MICROBIOLOGIA.pdf
  5. Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias. Ministerio de Sanidad. Información científica-Técnica. Transmisión de SARS-CoV-2 [Internet]. Madrid: Ministerio de Sanidad; 2021 [15 Nov 2021]. Disponible en: https://www.sanidad.gob.es/profesionales/saludPublica/ccayes/alertasActual/nCov/documentos/20210507_TRANSMISION.pdf
  6. Instituto de Salud Carlos III. Centro Nacional de Epidemiología. Red Nacional de Vigilancia Epidemiológica. Primeros casos investigados en España por COVID-2019. Informe COVID-2019 nº1. 11 febrero 2020 [Internet]. Madrid: Centro Nacional de Epidemiología; 2020 [9 Feb 2021]. Disponible en: https://www.isciii.es/QueHacemos/Servicios/VigilanciaSaludPublicaRENAVE/EnfermedadesTransmisibles/Documents/INFORMES/Informes%20COVID-19/Informe%20COVID-19.%20N%c2%ba%201_11febrero2020_ISCIII.pdf
  7. World Health Organization. WHO Coronavirus Disease (Covid-19) Dashboard [Internet]. Ginebra: World Health Organization; 2020 [11 Enero 2021]. Disponible en: https://covid19.who.int/
  8. Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias. Ministerio de Sanidad. Información científica-Técnica. Información clínica COVID-19 [Internet]. Madrid: Ministerio de Sanidad; 2021 [15 Nov 2021]. Disponible en: https://www.sanidad.gob.es/profesionales/saludPublica/ccayes/alertasActual/nCov/documentos/20211028_CLINICA.pdf
  9. Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias. Ministerio de Sanidad. Información científica-Técnica. COVID-19 en distintos entornos y grupos de personas [Internet]. Madrid: Ministerio de Sanidad; 2021 [15 Nov 2021]. Disponible en: https://www.sanidad.gob.es/profesionales/saludPublica/ccayes/alertasActual/nCov/documentos/20210802_GRUPOSPERSONAS.pdf
  10. Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias. Ministerio de Sanidad. Información científica-Técnica. Parámetros epidemiológicos [Internet]. Madrid: Ministerio de Sanidad; 2021 [15 Nov 2021]. Disponible en: https://www.sanidad.gob.es/profesionales/saludPublica/ccayes/alertasActual/nCov/documentos/20210810_EPIDEMIOLOGIA.pdf
  11. Instituto de Salud Carlos III. Ministerio de Sanidad. Estrategia de detección precoz, vigilancia y control de COVID-19 [Internet]. Madrid: Ministerio de Sanidad; 2021 [28 Dic 2021]. Disponible en: https://www.sanidad.gob.es/profesionales/saludPublica/ccayes/alertasActual/nCov/documentos/COVID19_Estrategia_vigilancia_y_control_e_indicadores.pdf
  12. European Centre for Disease Prevention and Control. Treatment and pharmaceutical prophylaxis of COVID-19 [Internet]. Solna (Suecia): European Centre for Disease Prevention and Control (ECDC); 21 Dec 2021 [28 Dic 2021]. Disponible en: https://www.ecdc.europa.eu/en/covid-19/latest-evidence/treatment
  13. Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud. Estrategia de vacunación frente a COVID-19 en España. Actualización 10 [Internet]. Madrid: Ministerio de Sanidad; 2021 [28 Dic 2021]. Disponible en: https://www.sanidad.gob.es/profesionales/saludPublica/prevPromocion/vacunaciones/covid19/docs/COVID-19_Actualizacion10_EstrategiaVacunacion.pdf
  14. Consejo Interterritorial del Sistema Nacional de Salud. Estrategia de vacunación frente a COVID-19 en España [Internet]. Madrid: Ministerio de Sanidad; 2020 [28 Dic 2021]. Disponible en: https://www.sanidad.gob.es/profesionales/saludPublica/prevPromocion/vacunaciones/covid19/docs/COVID-19_EstrategiaVacunacion.pdf
  15. De Andrés Gimeno B, Solis Muñoz M, Revuelta Zamorano M, Sánchez Herrero H, Santano Magariño A. Cuidados enfermeros en el paciente adulto ingresado en unidades de hospitalización por COVID-19. Enferm Clin. 2021; 31 (S1): s49-s54.
  16. Cañizares Sánchez R, Gómez García H, Martín Aires A, Sánchez Pérez D, Fraile Vicente A, Prieto Jiménez R. Valoración, manejo y plan de cuidados del paciente COVID-19 en Urgencias. Enfermería CyL. 2020; 12(1): 57-68.

 

Publique con nosotros

Indexación de la revista

ID:3540

Últimos artículos