Caso clínico. Paciente con implantación de reservorio.

9 marzo 2024

AUTORES

  1. David Fleta Canales.  Graduado en Enfermería, Universidad de Zaragoza. Hospital Universitario Miguel Servet, Zaragoza.
  2. Paula Sánchez Dauden. Graduada en Enfermería, Universidad San Jorge. Hospital Universitario Clínico. Zaragoza.
  3. Victoria Martínez Díez. Graduada en Enfermería, Universidad de Jaén. Hospital Universitario Miguel Servet. Zaragoza.
  4. Camil Emanuel Florea Florea. Graduado en Enfermería, Universidad de Zaragoza. Hospital Universitario Miguel Servet.
  5. María Puig Abarca. Graduada en Enfermería, Universidad de Zaragoza. Hospital Universitario Miguel Servet. Zaragoza.
  6. Wendy Nicole Freire Caiza. Graduada en Enfermería, Universidad de Zaragoza. Hospital Universitario Clínico Blesa, Zaragoza.

 

RESUMEN

El reservorio subcutáneo es un dispositivo médico utilizado para administrar medicamentos, como quimioterapia o insulina, de manera continua en el cuerpo. Consiste en un pequeño depósito de silicona colocado debajo de la piel, al que se accede mediante una aguja especial. La implantación del reservorio implica un procedimiento quirúrgico menor, donde se crea un bolsillo subcutáneo y se coloca el dispositivo. Este sistema facilita la administración segura y eficaz de medicamentos a largo plazo, minimizando la necesidad de inyecciones frecuentes y reduciendo el riesgo de daño a los tejidos. Los reservorios son especialmente útiles en pacientes con enfermedades crónicas que requieren tratamientos prolongados, mejorando la calidad de vida al hacer que el proceso de administración de medicamentos sea más cómodo y menos invasivo.

PALABRAS CLAVE

Reservorio, implantación, subcutáneo, cuidados, infección, complicaciones.

ABSTRACT

The subcutaneous reservoir is a medical device used to deliver medications, such as chemotherapy or insulin, continuously into the body. It consists of a small silicone reservoir placed under the skin, which is accessed using a special needle. Reservoir implantation involves a minor surgical procedure, where a subcutaneous pocket is created and the device is placed. This system facilitates safe and effective long-term medication administration, minimizing the need for frequent injections and reducing the risk of tissue damage. Reservoirs are especially useful in patients with chronic diseases that require long-term treatments, improving quality of life by making the medication administration process more comfortable and less invasive.

KEY WORDS

Reservoir, implantation, subcutaneous, care, infection, complications.

INTRODUCCIÓN

Un reservorio, en el contexto médico, es un dispositivo implantable subcutáneamente debajo de la piel. También se conoce como un puerto o catéter de acceso venoso implantado. Este dispositivo está diseñado para proporcionar un acceso vascular seguro y fácil para la administración de medicamentos, tratamientos de quimioterapia, terapia intravenosa o para extraer muestras de sangre sin la necesidad de punciones venosas repetidas1.

La «clínica de reservorio» se refiere a una unidad o área específica dentro de una institución médica, como un hospital o un centro de tratamiento, que se especializa en el manejo de pacientes que tienen reservorios subcutáneos implantados. Estas clínicas están equipadas y organizadas para llevar a cabo procedimientos relacionados con el cuidado, mantenimiento y utilización de reservorios subcutáneos2.

Las clínicas de reservorio generalmente ofrecen una variedad de servicios, incluyendo3,1:

  • Evaluación e Implantación: Los profesionales en estas clínicas evalúan a los pacientes para determinar la idoneidad del reservorio. Además, realice el procedimiento quirúrgico para implantar el reservorio subcutáneo.
  • Cuidados y Mantenimiento: Proporcionan cuidados regulares y mantenimiento del reservorio, incluyendo la limpieza, curas asépticas y asegurar que el dispositivo esté funcionando correctamente.
  • Administración de Medicamentos: Administran medicamentos y tratamientos a través del reservorio según las indicaciones médicas.
  • Manejo de Complicaciones: Si se desarrollan complicaciones como infecciones o bloqueos, los profesionales en la clínica de reservorio están capacitados para manejar estas situaciones.
  • Educación al Paciente: Proporcionan educación al paciente ya los cuidadores sobre el cuidado del reservorio en casa, los signos de complicaciones y las precauciones a tomar.
  • Retiro del Reservorio: Cuando ya no es necesario el reservorio, los profesionales en estas clínicas realizan el procedimiento para retirarlo de forma segura.

 

Las clínicas de reservorio son parte integral del sistema de atención médica y juegan un papel importante en el cuidado y bienestar de los pacientes que dependen de estos dispositivos para recibir tratamientos médicos. Estos centros garantizan un manejo adecuado y una administración segura de los medicamentos, además de brindar apoyo y educación a los pacientes y sus familias.

También pueden estar asociados con algunos inconvenientes y posibles complicaciones. Algunos de estos inconvenientes incluyen4,5:

  • Infección: Existe un riesgo de infección en el sitio de implantación del reservorio. Las infecciones pueden ser locales en la piel o más graves si afectan el mismo dispositivo.
  • Obstrucción: El reservorio puede obstruirse, lo que dificulta la administración adecuada del medicamento. Esto puede ocurrir debido a la acumulación de tejido cicatricial alrededor del reservorio.
  • Desplazamiento o rotura: El reservorio puede moverse o romperse, lo que puede requerir una cirugía adicional para corregir el problema.
  • Reacciones alérgicas: Algunas personas pueden desarrollar reacciones alérgicas a los materiales del reservorio, aunque esto es raro.
  • Dificultad en la accesibilidad: En algunos casos, puede ser difícil acceder al reservorio con la aguja especial, lo que puede causar molestias o necesitar múltiples intentos para una administración adecuada.
  • Fugas de Medicamento: Pueden ocurrir fugas de medicamento alrededor del reservorio si no está sellado correctamente, lo que puede resultar en una administración inadecuada del tratamiento.
  • Trombosis Venosa: En casos raros, la presencia del reservorio puede aumentar el riesgo de formación de coágulos sanguíneos en las venas cercanas.
  • Necesidad de Mantenimiento: Los reservorios requieren cuidados y mantenimiento regulares para asegurar su funcionamiento adecuado, lo que puede implicar visitas frecuentes al médico o enfermero.
  • Impacto Emocional: Algunas personas pueden experimentar estrés emocional relacionado con la presencia del dispositivo, especialmente al principio, debido a la conciencia constante de su condición médica.

 

PRESENTACIÓN DEL CASO CLÍNICO

Datos de identificación:

  • Edad: 50 años.
  • Sexo: Masculino.
  • Ocupación: Contador.
  • Antecedentes: Cáncer de colon metastásico diagnosticado hace 6 meses, sometido a cirugía y actualmente en tratamiento de quimioterapia.

 

Motivo de Consulta:

  • Es remitido a la clínica de oncología para la administración de su terapia de quimioterapia a través del reservorio subcutáneo.

 

Historia de Enfermedad Actual:

  • Fue diagnosticado con cáncer de colon metastásico hace 6 meses y ha estado recibiendo tratamiento de quimioterapia. Debido a las venas difíciles para las inyecciones intravenosas, se le implantó un reservorio subcutáneo hace 4 meses. Actualmente, está programado para recibir su tercera sesión de quimioterapia intravenosa.

 

Antecedentes Médicos:

  • Cáncer de Colon: Metastásico, resecado quirúrgicamente, en tratamiento de quimioterapia con FOLFOX (5-fluorouracilo, leucovorina, oxaliplatino).
  • Reservorio Subcutáneo: Implantado hace 4 meses para facilitar la administración de quimioterapia.
  • Hipertensión Arterial: Controlada con medicación.
  • Alergias: Sin alergias conocidas a medicamentos.

 

Exámenes y Resultados Relevantes:

  • Tomografía Computarizada (TC): Muestra reducción del tamaño de los tumores y ausencia de nuevas metástasis.
  • Laboratorio: Hemograma, función hepática y renal dentro de los límites normales.

 

Diagnóstico Provisional:

  • Cáncer de colon metastásico en tratamiento con quimioterapia, administrada a través de reservorio subcutáneo.

 

Plan de Manejo:

  • Administración de Quimioterapia: Se programa la administración de la terapia FOLFOX a través del reservorio subcutáneo, supervisada por un oncólogo y un enfermero especializado.
  • Cuidado del Reservorio: Se revisa el sitio del reservorio para detectar signos de infección, enrojecimiento o hinchazón. Se realice una cura aséptica antes de la administración de la quimioterapia.
  • Manejo de Efectos Secundarios: Recibe educación sobre posibles efectos secundarios de la quimioterapia, como fatiga, náuseas y pérdida temporal de cabello. Se le proporcionarán medicamentos para controlar estos síntomas.
  • Monitoreo Continuo: Se monitorea la respuesta al tratamiento mediante análisis de sangre regular y seguimiento de los síntomas para ajustar el régimen de quimioterapia según sea necesario.
  • Apoyo Psicológico: Se ofrece apoyo emocional y se informa al paciente sobre los recursos de apoyo para pacientes con cáncer, incluyendo grupos de apoyo y servicios de asesoramiento.

 

Evolución Clínica:

  • Responde positivamente al tratamiento de quimioterapia administrado a través del reservorio subcutáneo. Experimenta algunos efectos secundarios controlados con medicación. La tomografía computarizada de seguimiento muestra una reducción adicional en el tamaño de los tumores. Se mantiene en seguimiento periódico para evaluar la progresión del tratamiento y ajustar el plan terapéutico según sea necesario.

 

Este caso clínico ilustra cómo un reservorio subcutáneo facilita la administración de tratamientos de quimioterapia en pacientes con cáncer, mejorando la calidad de vida y permitiendo un manejo efectivo de la enfermedad.

 

VALORACIÓN DE ENFERMERÍA: 14 NECESIDADES DE VIRGINIA HENDERSON

  1. Respiración: no presenta problemas respiratorios, por lo que esta necesidad está satisfecha.
  2. Alimentación e Hidratación: Necesita una dieta equilibrada y una hidratación adecuada para mantener su fuerza y ​​energía durante el tratamiento. La educación sobre la dieta adecuada y la supervisión nutricional son esenciales.
  3. Eliminación: necesita una eliminación adecuada para mantener el equilibrio en su cuerpo, especialmente durante la quimioterapia, que puede afectar el sistema gastrointestinal. La monitorización de los patrones de eliminación es crucial.
  4. Movimiento y Postura: Aunque no presenta limitaciones significativas, se debe fomentar la movilidad para evitar la rigidez y mejorar el bienestar general. La fisioterapia puede ser beneficiosa.
  5. Sueño y Descanso: necesita un sueño y descanso adecuados para facilitar la recuperación. Se pueden utilizar estrategias como la higiene del sueño para mejorar la calidad del sueño.
  6. Vestimenta y Protección contra los Elementos: Debe usar ropa cómoda y adecuada para evitar la irritación de la piel. Además, se debe prestar atención a la protección contra el sol, especialmente si está tomando medicamentos fotosensibilizantes.
  7. Higiene y Cuidado de la Piel: Debido a la naturaleza del tratamiento, la piel puede volverse sensible y propensa a la sequedad. Se debe proporcionar una rutina de cuidado de la piel para evitar problemas dermatológicos.
  8. Regulación de la Temperatura Corporal: Puede experimentar fluctuaciones de temperatura debido a los efectos secundarios del tratamiento. Mantenga una temperatura corporal adecuada y proporcione mantas o ventilación según sea necesario y esencial.
  9. Seguridad: La seguridad debe ser una prioridad, especialmente durante las visitas al centro de oncología. La prevención de infecciones y la identificación de signos de complicaciones son fundamentales.
  10. Comunicación: Necesita una comunicación efectiva con su equipo de atención médica para comprender su tratamiento y manejar los efectos secundarios. Además, el apoyo emocional y la comunicación abierta con su familia son esenciales.
  11. Religión y creencias: Respetar las creencias religiosas y espirituales es importante para proporcionar apoyo emocional y ayudar a enfrentar su enfermedad.
  12. Trabajo y Actividades Recreativas: Durante el tratamiento, puede necesitar ajustar sus actividades laborales y recreativas. Identificar actividades recreativas adaptadas y, si es posible, mantener una cierta participación laboral puede ser beneficioso para su bienestar emocional.
  13. Aprendizaje: El paciente y su familia necesitan educación continua sobre su enfermedad, tratamiento y manejo de los efectos secundarios. La comprensión adecuada puede ayudar a manejar la ansiedad y mejorar la toma de decisiones informadas.
  14. Recreación: A pesar del tratamiento, debe tener acceso a actividades recreativas que le brinden placer y ayuden a reducir el estrés, contribuyendo así a su bienestar emocional y mental.

 

DIAGNÓSTICOS DE ENFERMERÍA POR TAXONOMÍA NANDA, NOC Y NIC6

00132 Dolor agudo r/c agentes lesivos psicológicos m/p cambios del apetito o sueño, informes verbales o codificados.

Definición: hace referencia a una experiencia sensitiva y emocional desagradable ocasionada por una lesión tisular real o potencial, o descrita en tales términos (International Association for the Study of Pain); inicio súbito o lento de cualquier intensidad de leve a grave con un final anticipado o previsible, y con una duración inferior a 3 meses.

Dominio: 12- Confort.

Clase: 1.

NOC: 2101 – Dolor: efectos nocivos.

Indicadores:

  • 210110 Estado de ánimo alterado.
  • 210112 Trastorno del sueño.

 

NIC:

1400 – Manejo del dolor.

Actividades:

  • Observar las señales no verbales de incomodidad, especialmente en las personas que no son capaces de comunicarse de manera eficaz
  • Realizar una valoración completa del dolor que incluya ubicación, características, aparición y duración, frecuencia, calidad, intensidad o gravedad del dolor, así como los factores precipitantes.

 

1800 – Ayuda al autocuidado.

Actividades:

  • Enseñar al paciente y a los familiares a aplicar la tecnología que se necesita para administrar los medicamentos (por ejemplo, bombas de venoclisis, unidades de estimulación nerviosa eléctrica transcutánea, o TENS).
  • Al hablar del dolor, asegurarse de que el paciente pueda oír y ver cualquier escala de dolor por escrito.
  • Al ofrecer información sobre medicamentos, repetir la información tantas veces como sea necesario; dejar información por escrito al paciente.

 

00148 Temor r/c separación del sistema de soporte en una situación potencialmente estresante m/p inquietud.

Definición: Estado en que el individuo presenta una respuesta a la percepción de una amenaza que reconoce conscientemente como peligrosa.

Dominio 9: Afrontamiento/tolerancia al estrés.

Clase 1.

NOC: 1404 Control del miedo.

Indicadores:

  • 140406 Utiliza estrategias de superación efectivas.
  • 140407 Utiliza técnicas de relajación para reducir el miedo.

 

NIC:

5820 – Disminución de la ansiedad.

  • Actividad: Resolver las dudas existentes.

 

5230 – Aumentar el afrontamiento.

  • Actividad: Proporcionar información sobre la anestesia y la técnica a realizar.

 

00004 Riesgo de infección r/c procedimientos invasivos (implantación de reservorio subcutáneo).

Definición: se refiere a la posibilidad de que una persona adquiera una infección debido a una disminución de las defensas naturales del cuerpo.

Dominio: 11 Seguridad / protección.

Clase: 1.

NOC: 0703 Estado infeccioso.

Indicadores:

  • 070307 Fiebre.
  • 070329 Colonización en la zona de implantación.

 

NIC:

6550 – Protección contra las infecciones.

Actividades:

  • Realizar un historial médico completo del paciente.
  • Evaluar el riesgo de infección del paciente.
  • Identificar los factores de riesgo de infección.

 

3440 – Cuidado del punto de incisión.

Actividades:

  • Educar al paciente y a la familia sobre las medidas de prevención de infecciones.
  • Administrar medicamentos profilácticos según sea necesario.
  • Controlar de cerca al paciente en busca de signos y síntomas de infección.

 

CONCLUSIONES

En el caso clínico expuesto del paciente con cáncer de colon metastásico que está recibiendo tratamiento de quimioterapia a través de un reservorio subcutáneo, se han destacado varios aspectos clave en su atención. La implementación de un cuidado integral y centrado en el paciente ha sido esencial para su bienestar físico y emocional.

El uso del reservorio subcutáneo ha facilitado la administración de la quimioterapia, minimizando las molestias y los riesgos asociados con las punciones venosas repetidas. Además, el equipo de enfermería ha desempeñado un papel crucial en la educación del paciente y su familia sobre el cuidado adecuado del reservorio, la prevención de infecciones y la monitorización de signos de complicaciones.

El manejo del dolor, un síntoma común en pacientes con cáncer, ha sido abordado de manera efectiva a través de estrategias farmacológicas y no farmacológicas, garantizando que el paciente esté lo más cómodo posible durante su tratamiento.

El enfoque holístico ha sido evidente en la atención al paciente. Además de los aspectos médicos y físicos, se ha prestado atención a su bienestar emocional y mental. Se le ha brindado apoyo emocional y se le ha facilitado el acceso a recursos de apoyo, como grupos de apoyo y servicios de asesoramiento, para ayudarlo a enfrentar los desafíos emocionales asociados con el diagnóstico y el tratamiento del cáncer.

En última instancia, este caso destaca la importancia de un enfoque colaborativo entre el equipo de atención médica, el paciente y sus seres queridos. La comunicación abierta y la colaboración efectiva entre todas las partes involucradas son fundamentales para proporcionar una atención de calidad y mejorar la calidad de vida de los pacientes con enfermedades graves como el cáncer. Este paciente es un ejemplo de cómo una atención integral, centrada en el paciente y basada en la evidencia puede marcar la diferencia en la experiencia y el resultado de un paciente durante su tratamiento.

 

BIBLIOGRAFÍA

  1. Pérez Calvo J, Castellví Valls J, Crusellas O, Petrone P. Comparative Study of Access Routes for Port-A-Cath Implantation. Cirugía Española (English Ed). 2023 oct 18;98(2):79–84. Available from: https://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S0009739X19303045
  2. Raña-Rocha R, López-de-Ullibarri I, Movilla-Fernández MJ, Carvajal Carmen C. Validation of a questionnaire of knowledge and attitudes about the subcutaneous venous reservoir in nursing. Rev. Latino-Am. Enfermagem [Internet]. 2023; 28:3250. Available from: http://www.scielo.br/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0104- 11692020000100320&lng=en
  3. Cerrato Sáez P. Variability of nursing clinical practice for Totally Implanted Vascular Access Devices after a bibliographic review of questionnaires and surveys about their management. Ene. [Internet]. 2020 [citado 2023 Oct 24]; 14(2): 14211. Available from: http://scielo.isciii.es/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S1988- 348X2020000200011&lng=es
  4. Catéter reservorio. Servicio de Salud del Principado de Asturias. [Internet]. [Cited 2023 Oct 26]. Available from: https://www.astursalud.es/documents/31867/36150/Cáteteres+reservor io.pdf/fd07134c-1990-52ae-1562-a71f2b2e64d9?version=1.0
  5. Muñoz Jacobo EM, Calvo V, García Barrecheguren MA. Manejo del reservorio venoso subcutáneo por las enfermeras. Rev Rol enferm. 2018; 41(5):330-4. Disponible en http://cuiden.fundacionindex.com/cuiden/extendida.php?cdid=705409_1
  6. Carlos V. Salusplay.com. [citado el 27 de septiembre de 2023]. Disponible en: https://contenidos.salusplay.com/hubfs/ebooks/Clasificaciones-NANDA-NOC-NIC-2018-2020.pdf

 

Publique con nosotros

Indexación de la revista

ID:3540

Últimos artículos