Dermatitis atópica en el lactante. Artículo monográfico.

11 septiembre 2022

AUTORES

  1. Elena Cegoñino Giral. Enfermera Urgencias Hospital Royo Villanova. Zaragoza.
  2. Alejandro Candala Ramírez. Enfermero C.S. Romareda. Zaragoza.
  3. Sofía Arnaudas Sancho. Enfermera C.S La Bombarda. Zaragoza.
  4. Rubén Oriol Herrero. Enfermero C.S Romareda. Zaragoza.
  5. Sergio Bueno Meléndez. Enfermero Hospital Materno Infantil Miguel Servet. Zaragoza.
  6. Miriam Gracia Bueno. Enfermera Hospital Clínico Universitario Lozano Blesa. Zaragoza.

 

RESUMEN

En las consultas de revisiones de los lactantes hay que valorar que el bebé se esté desarrollando correctamente y no tenga ningún tipo de problema. Un aspecto importante es el cuidado de la piel y las mucosas, para eso se revisa que no tengan ninguna anomalía cada vez que acuden a una consulta de enfermería o medicina. La piel atópica es una de las patologías más comunes en los lactantes y que más preocupa a los padres por la incomodidad que puede generar al bebé. Por eso la enfermería debe conocer cuáles son los factores que generan esta patología, y debe aconsejar e informar a los padres de cómo cuidar la piel de manera adecuada.

 

PALABRAS CLAVE

Dermatitis atópica, piel atópica, lactantes.

 

ABSTRACT

In the check-up consultations of infants, it is necessary to assess that the baby is developing correctly and does not have any type of problem. An important aspect is the care of the skin and the mucous membranes, for this it is checked that they do not have any anomaly every time they go to a nursing or medical consultation. Atopic skin is one of the most common pathologies in infants and one that worries parents the most because of the discomfort it can cause to the baby. That is why nursing must know what the factors that generate this pathology are, and must advise and inform parents on how to care for the skin properly.

 

KEY WORDS

Atopic dermatitis, atopic skin, infant.

 

DESARROLLO DEL TEMA

La dermatitis atópica es una enfermedad inflamatoria, crónica y pruriginosa más común de la piel, no es contagiosa y puede cursar con exacerbaciones y remisiones 1,2. Se considera una enfermedad propia de la infancia y en algunos casos conforme se aumenta la edad la prevalencia va disminuyendo, aunque no hay datos epidemiológicos mundiales sobre la dermatitis atópica en un estudio se estimó que la incidencia es del 15% al 20% en los niños y del 1% al 3% en los adultos, además un 60% de los casos son diagnosticados antes del año de edad, y en torno al 85% debutan antes de los 5 años de vida3.

La causa de la dermatitis atópica se caracteriza por una barrera defectuosa, que exacerba la estimulación del microbioma del sistema inmunitario, principalmente existe un sobre crecimiento de Staphylococcus aureus4.

Existen diferentes factores los cuales hacen que se pueda desarrollar la dermatitis atópica 1:

  • Factor genético: El gen de la filagrina codifica la proteína de filagrina la cual tiene una función estructural en el estrato córneo. Si este gen altera la barrera cutánea se puede ver comprometida.
  • Desregulación inmunitaria: Las citoquinas inmuno tipo 2 desempeñan funciones importantes en la disfunción de la barrera cutánea, la supresión de péptidos antimicrobianos y la inflamación alérgica.
  • Microbioma: La disminución de determinadas bacterias y aumento de otras, por ejemplo mayor predominancia de Staphylococcus aureus en pacientes con enfermedad más grave y en enfermedades menos graves mayor cantidad de Staphylococcus Epidermidis.
  • Disfunción epidérmica: Una barrera epidérmica dañada aumenta la sensibilización a los alérgenos.

Su clínica se caracteriza por eritema, pápulas, edemas, vesículas, costras, liquenificación o xerosis, en diferentes zonas según la edad del paciente. En los lactantes suele aparecer en mejillas, cara, cabeza y en las zonas de extensión de las extremidades, aunque al año de edad también puede aparecer en la zona de flexura de extremidades. El inicio de las lesiones cutáneas en lactantes suele aparecer entre 2 y 6 meses de edad 2,5.

Para el diagnóstico de la dermatitis atópica hay dos métodos aprobados: Los criterios de Hanifin-Rajka (HR) y Los criterios del Grupo de Trabajo del Reino Unido (UKWP). Para evaluar la gravedad de la enfermedad hay diferentes medidas: El índice SCORing AD (SCORAD) y el Eczema Area and Severity Index (EASI), ambos tienen en cuenta los signos clínicos y el área de afección, además SCORAD incluye una evaluación subjetiva del prurito y el sueño5,6.

Dado que la dermatitis atópica es una enfermedad crónica, el tratamiento debe planificarse con una perspectiva a largo plazo, además para que sea efectivo depende de tres principios fundamentales: fuerza suficiente, dosis suficiente y aplicación correcta6.

  • Limpieza: El aspecto más importante del lavado es evitar todos los detergentes fuertes y jabones alcalinos como alternativa se pueden usar productos de lavado emolientes. La piel debe limpiarse a fondo, pero con suavidad y cuidado para eliminar las costras y eliminar mecánicamente los contaminantes bacterianos 6.
  • Terapia emoliente: tratamiento tópico con sustancias de tipo vehículo que carecen de principios activos. La mayoría de ellos contienen un humectante (que promueve la hidratación del estrato córneo, como la urea o el glicerol) y un oclusivo (que reduce la evaporación, como la vaselina) 6,7.
  • Corticosteroides: La elección depende de la edad del paciente, la gravedad de la enfermedad y la ubicación de las lesiones. Para el tratamiento de rutina de los brotes, es suficiente la aplicación una vez al día, por lo general durante 3 a 5 días6.

Para finalizar es importante saber que Alrededor de un tercio de los niños con dermatitis atópica moderada tienen una alergia alimentaria asociada, en muchas ocasiones suele ser la proteína de la leche de vaca y el huevo de gallina. Es un error común pensar que la alergia alimentaria sería la causa. Se debe advertir a los padres que las dietas generales de eliminación del alimento no se recomiendan y pueden ser perjudiciales. Lo importante sigue siendo el buen cuidado de la piel, pero también es importante identificar y evitar los factores desencadenantes.

Para el desarrollo de este artículo monográfico se ha realizado una búsqueda bibliográfica en buscadores como Google Academy y Pubmed, con una restricción temporal de los últimos 10 años. En la base de datos Cuiden con restricción de 10 años.

Para la búsqueda se utilizó el booleano “and” para unir las palabras atopic skin “and” infant.

 

CONCLUSIONES

Es importante que los padres estén bien informados sobre la clínica y los cuidados que se le pueden brindar a su bebé, para que este sufra lo menos posible de los síntomas derivados de la clínica. Y gracias a las consultas de enfermería, la enfermera tiene el papel de informar de los cuidados específicos que necesita la piel de un lactante con dermatitis atópica.

 

BIBLIOGRAFÍA

  1. Kim J, Kim BE, Leung DYM. Pathophysiology of atopic dermatitis: Clinical implications. Allergy Asthma Proceedings. Marzo de 2019;40(2):84–92.
  2. Rincón-Pérez C, Torres-Alarcón CG, Cerda S, Maldonado-Hernández JG, Marín-Ambrocio P, Tovar-Franco R. Características clínicas de una población con dermatitis atópica en un centro de tercer nivel. Revista Alérgica México. Agosto de 2021;68(1):12–25.
  3. Mora-Fernández V, Mercader Garcia P, Borrego Hernando L, González Pérez R, Córdoba Guijarro S, Giménez Arnau A, et al. Perfil epidemiológico, clínico, y alérgico en pacientes con dermatitis atópica y dermatitis de las manos. Evaluación del Registro Español de Dermatitis de Contacto (REIDAC). ACTAS [Internet]. marzo de 2022;113(3):236–43. Disponible en: https://www.actasdermo.org/es-perfil-epidemiologico-clinico-alergico-pacientes-articulo-S0001731021003781
  4. Koh LF, Ong RY, Common JE. Skin microbiome of atopic dermatitis. Allergology International. enero de 2022;71(1):31–9.
  5. Fishbein AB, Silverberg JI, Wilson EJ, Ong PY. Update on Atopic Dermatitis: Diagnosis, Severity Assessment, and Treatment Selection. Journal alle. enero de 2020;8(1):91–101.
  6. Wollenberg A, Christen-Zäch S, Taieb A, Paul C, Thyssen JP, de Bruin-Weller M, et al. ETFAD/EADV Eczema task force 2020 position paper on diagnosis and treatment of atopic dermatitis in adults and children. J Eur Acad Dermatol Venereol. 2020 Dec;34(12):2717-2744.
  7. Lünnemann L, Ludriksone L, Schario M, S. Sawatzky AS, Blume-Peytavi U, Garcia Bartels N. Noninvasive monitoring of plant-based formulations on skin barrier properties in infants with dry skin and risk for atopic dermatitis. International Journal of Women’s Dermatology. 2018;4(2):95–101.

 

Publique con nosotros

Indexación de la revista

ID:3540

Últimos artículos