Infertilidad femenina, revisión monográfica

1 septiembre 2023

 

AUTORES

  1. Aitana Morant Pablo. Matrona CS, Barrio Jesús.
  2. Maria Marzo Moles. Enfermera unidad quirúrgica HUMS.
  3. Andrea Oliveras Nogues. Enfermera urgencias HNSG.
  4. Clara Prieto Jiménez. Enfermera urgencias HRV.
  5. Sandra Valero Barrios. Enfermera urgencias HRV.
  6. Pilar Marzo Moles. Enfermera unidad quirúrgica HUMS.

 

RESUMEN

La infertilidad se define como la ausencia de fertilidad, entendida ésta como capacidad para tener hijos. Este término presupone la existencia de una anatomía adecuada y una fisiología alterada con posibilidad de embarazo, el cual finalmente no llega a término. La esterilidad es la incapacidad para concebir un hijo, entendido este proceso como la capacidad para que la mujer quede embarazada. Este término, a diferencia del anterior, conlleva problemas anatómicos y fisiológicos que afectan a los órganos genitales. Muchas mujeres infecundas se sienten vacías y frustradas en su condición femenina, el varón suele ser presa de angustias y depresión porque equipara su virilidad con el hecho de ser padre.

PALABRAS CLAVE

Infertilidad, infertilidad mujer, obstrucción tubárica.

ABSTRACT

Infertility is defined as the absence of fertility, understood as the ability to have children. This term presupposes the existence of an adequate anatomy and an altered physiology with the possibility of pregnancy, which ultimately does not reach term. Sterility is the inability to conceive a child, understanding this process as the ability for the woman to become pregnant. This term, unlike the previous one, entails anatomical and physiological problems that affect the genital organs. Many infertile women feel empty and frustrated in their feminine condition, the man is usually prey to anguish and depression because he equates his virility with the fact of being a father.

KEY WORDS

Infertility, female infertility, tubal obstruction.

DESARROLLO DEL TEMA

La infertilidad se define como la ausencia de fertilidad, entendida ésta como capacidad para tener hijos. Este término presupone la existencia de una anatomía adecuada y una fisiología alterada con posibilidad de embarazo, el cual finalmente no llega a término. La esterilidad es la incapacidad para concebir un hijo, entendido este proceso como la capacidad para que la mujer quede embarazada. Este término, a diferencia del anterior, conlleva problemas anatómicos y fisiológicos que afectan a los órganos genitales1.

La infertilidad puede deberse a factores masculinos, a factores femeninos o una combinación de ambos. En general se debe estudiar a la pareja en conjunto, y no es prudente empezar estudios complejos y complicados hasta tanto la pareja no haya tratado de lograr un embarazo por lo menos durante 2 años sin el uso de medidas anticonceptivas. Por momentos las parejas infértiles después de tiempo en consulta llegan a tener sentimientos de frustración y desespero, y pueden llegar a tener conductas asexuales. Muchas mujeres infecundas se sienten vacías y frustradas en su condición femenina, el varón suele ser presa de angustias y depresión porque equipara su virilidad con el hecho de ser padre. Muchos hombres se muestran reacios a enfrentar el problema (o tienen miedo de que se sepa), se niegan a la realización de cualquier estudio (ej. espermograma), a asistir a consulta pues lo consideran «cosas de mujeres», y lógicamente esto hace que surjan tensiones, conflictos en el matrimonio o en la relación convivencial1,2.

Algunas parejas infértiles podrían tener dificultades en la esfera sexual debido a:

  • Dispareunia (dolor durante el coito motivado en ocasiones por patologías orgánicas, en otros por una actitud no positiva ante la relación sexual).
  • Enfoque del sexo orientado sólo con el fin de la reproducción.
  • Relación sexual enmarcada en un «programa sexual» con cumplimiento obligatorio, sobre todo en los posibles días fértiles del ciclo.
  • Mala imagen corporal y disminución de la autoestima, ambivalencia afectivo-sexual, sensación de culpabilidad de los cónyuges por la infertilidad.

 

Entre las alteraciones de la esfera sexual que más frecuentemente se pudieran encontrar tenemos la escasa variedad en la expresión de la sexualidad, la frecuencia aumentada de las relaciones sexuales, la frecuencia reducida de las relaciones sexuales, la disminución del deseo sexual y la anorgasmia, justificada, pues sólo se busca el fin procreativo y le restan importancia al placer, la eyaculación retardada en algunas parejas, así como también la disfunción sexual eréctil2.

La infertilidad está íntimamente ligada a la edad de la pareja, y especialmente a la edad de la mujer. Se considera que la fertilidad de ésta empieza a declinar hacia los 30 años, finalizando con la llegada de la menopausia. El efecto negativo de la edad sobre la fertilidad se centra en los siguientes aspectos:

  • Ineficacia para completar el proceso meiótico del óvulo, lo que en caso de fertilización da lugar a embriones con un desequilibrio cromosómico, lo que en no pocos casos tiene como resultado final la no progresión del embarazo. En otras situaciones, estas anormalidades cromosómicas sí son compatibles con la vida, aunque generan fetos con ciertas alteraciones cromosómicas tales como el síndrome de Down.
  • Disminución de la disponibilidad folicular.
  • Otros factores:
    • Alteraciones de la ovulación.
    • Factores uterinos.
    • Alteraciones tubáricas o peritoneales.
    • Alteraciones cervicales.
    • Factores inmunológicos3.

 

La obstrucción de las trompas de Falopio es uno de los problemas más frecuentes de las parejas que acuden a clínicas de reproducción asistida. Se calcula que alrededor de un 24% de los casos de infertilidad femenina están vinculados a algún tipo de alteración en ellas, incluidos taponamientos, inflamaciones o problemas de permeabilidad o movilidad. La mayoría de las mujeres no tienen ningún síntoma evidente, aunque, cuando la inflamación o taponamiento se debe a una infección que genera pus, los síntomas de la obstrucción de las trompas pueden ser dolor, malestar o fiebre4.

Para el diagnóstico de las posibles causas de la infertilidad femenina, los profesionales de la salud deberán realizar una serie de pruebas a la mujer, estas se resumen en:

  1. Un análisis de sangre alrededor del día 23 del ciclo menstrual de una mujer puede medir la cantidad de una hormona llamada progesterona*. Este análisis puede informar si la ovulación ha ocurrido y si los ovarios están produciendo una cantidad normal de esta hormona. Las principales hormonas que se evalúan son las siguientes:
    1. FSH: es una gonadotropina secretada por la hipófisis que ayuda a determinar la reserva ovárica.
    2. LH: también es una gonadotropina hipofisaria que aporta información sobre el funcionamiento de los ovarios y la ovulación.
    3. Prolactina: es una hormona secretada por el cerebro que ayuda a valorar el funcionamiento del ciclo menstrual y de la hipófisis.
    4. Estradiol: es una hormona ovárica que sirve para valorar el desarrollo folicular, la reserva ovárica y el endometrio.
    5. *Progesterona: es secretada por el ovario después de la ovulación. Por tanto, la progesterona indica si el óvulo ha sido liberado o si hay problemas de anovulación.
    6. Hormona antimulleriana (AMH): es proporcional a la cantidad de óvulos disponibles en el ovario, por lo que sirve para medir la reserva ovárica de una manera más exacta5.
  2. Ecografía transvaginal. La ecografía permite ver los órganos internos mediante ondas sonoras. Se inserta en la vagina una sonda con forma de vara que envía ondas sonoras al cuerpo. Esto le permite al profesional de la salud ver mejor los órganos reproductivos femeninos, incluidos el útero y los ovarios.
  3. Histerosalpingografía: Es una radiografía especial en la que se usa un tinte para observar el útero (matriz) y las trompas de Falopio. El examen se hace en una sala de radiología. Usted se acostará sobre una mesa debajo de una máquina de rayos X y colocará los pies en los estribos, como durante un examen pélvico. (4) Luego, se le introducirá un instrumento llamado espéculo en la vagina. Después de limpiar el cuello uterino, el proveedor de atención médica pasa una sonda (catéter) delgada a través de este. Un tinte, llamado medio de contraste, fluye a través de esta sonda, llenando el útero y las trompas de Falopio. Se toman radiografías. El medio de contraste hace que estas zonas sean más fáciles de ver en las radiografías.
  4. Estudio del cariotipo: El cariotipo es el conjunto cromosomas que tiene cada célula, donde el material genético se encuentra compactado. En el ser humano, la dotación cromosómica es de 46 cromosomas, entre los cuales se diferencian 22 pares de cromosomas no sexuales (autosomas) y 2 cromosomas sexuales (XX para la mujer y XY para el varón). Por tanto, el estudio del cariotipo sirve para buscar posibles alteraciones en el número o estructura de los cromosomas que provocan infertilidad. Como todas las células que tienen núcleo disponen de cromosomas, este estudio puede hacerse mediante un simple análisis de sangre. Las células para analizar serían los glóbulos blancos o los linfocitos5,6.

 

BIBLIOGRAFÍA

  1. Análogos de la GnrH, 2007. Reproducción Asistida ORG. Disponible en: http://www.reproduccionasistida.org/reproduccion-asistida/fecundacion-in-vitro/embarazada/analogos-degnrh/
  2. Caballero P, Moreno A, Núñez R. Disfunciones sexuales femeninas y su relación con la reproducción. Rev Int Androl. 2007;3:263-9.
  3. Instituto Europeo de Fertilidad. La Esterilidad,. Disponible en: http://www.iefertilidad.com/profesionales
  4. Matorras R, Hernández J (eds.): Estudio y tratamiento de la pareja estéril: Recomendaciones de la Sociedad Española de Fertilidad, con la colaboración de la Asociación Española para el Estudio de la Biología de la Reproducción, de la Asociación Española de Andrología y de la Sociedad Española de Contracepción. Madrid: ADALIA; 2007.
  5. Rosas MR. Infertilidad femenina. Un problema multifactorial. Offarm. 2008;8:90-7.
  6. Ramalho de Carvalho B, Gomes Sobrinho DB, Vieira AD, Resende MP, Barbosa AC, Silva AA, Nakagava HM. Ovarian reserve assessment for infertility investigation. International Scholarly Research Network. ISRN Obstetrics and Gynecology. Volume 2012, Article ID 576385, 10 pages. doi:10.5402/2012/576385.

 

Publique con nosotros

Indexación de la revista

ID:3540

Últimos artículos