Plan de cuidados a un paciente con psitacosis

25 marzo 2024

 

AUTORES

  1. Javier María Naval Morelli. Enfermero en el Servicio Aragonés de Salud.
  2. Lucía Olivares Polo. Enfermera en el Servicio Aragonés de Salud.

 

RESUMEN

La psitacosis es una enfermedad zoonótica potencialmente grave que puede afectar a los seres humanos después de la exposición a aves infectadas. Es importante tomar precauciones adecuadas al manipular aves y buscar atención médica si se desarrollan síntomas de psitacosis después de la exposición. Con conciencia y medidas preventivas adecuadas, se puede reducir el riesgo de contraer esta enfermedad poco común pero importante.

PALABRAS CLAVE

Zoonosis, enfermedades de las aves, mascotas.

ABSTRACT

Psittacosis is a potentially serious zoonotic disease that can affect humans after exposure to infected birds. It is important to take appropriate precautions when handling birds and seek medical attention if symptoms of psittacosis develop after exposure. With awareness and proper preventative measures, the risk of contracting this rare but important disease can be reduced.

KEY WORDS

Zoonoses, bird diseases, pets.

DESARROLLO DEL TEMA

La psitacosis, también conocida como fiebre del loro o clamidiosis, es una enfermedad infecciosa causada por la bacteria Chlamydia psittaci. Aunque es más común en aves, esta enfermedad puede afectar a los seres humanos y puede presentar una variedad de síntomas que van desde leves hasta potencialmente graves. En este artículo, explicaremos en detalle qué es la psitacosis, cómo se transmite a los humanos, sus síntomas, diagnóstico y tratamiento.

¿Qué es la psitacosis?

La psitacosis es una infección bacteriana causada por Chlamydia psittaci, una bacteria intracelular obligada que puede infectar a una amplia variedad de aves, incluidas las psitácidas (loros, periquitos, cacatúas, etc.), así como otras aves domésticas y silvestres. La enfermedad puede transmitirse a los humanos a través del contacto con aves infectadas o sus excrementos, secreciones o plumas contaminadas1.

Síntomas de la psitacosis en humanos:

Los síntomas de la psitacosis en humanos pueden variar desde leves hasta graves y pueden incluir:

  • Fiebre.
  • Escalofríos.
  • Dolor de cabeza.
  • Dolor muscular.
  • Tos seca.
  • Dificultad para respirar.
  • Fatiga.
  • Náuseas y vómitos.
  • Dolor abdominal.
  • Conjuntivitis.

 

En casos más graves, la psitacosis puede causar neumonía, especialmente en personas con sistemas inmunitarios comprometidos o en aquellos que no reciben tratamiento adecuado. La neumonía por psitacosis puede ser potencialmente mortal si no se trata adecuadamente2.

Transmisión de la psitacosis a los humanos:

La psitacosis se transmite a los humanos principalmente por la inhalación de partículas de polvo o gotitas contaminadas con la bacteria Chlamydia psittaci. Esto puede ocurrir al inhalar el polvo de las jaulas, el plumaje, las heces o las secreciones de aves infectadas. La manipulación de aves enfermas o la limpieza de jaulas contaminadas sin la debida protección puede aumentar el riesgo de infección 3.

Diagnóstico y tratamiento:

El diagnóstico de la psitacosis en humanos se basa en la evaluación clínica de los síntomas y puede confirmarse mediante pruebas de laboratorio, como cultivos bacterianos, pruebas serológicas o pruebas de reacción en cadena de la polimerasa (PCR). Es importante que los médicos consideren la psitacosis como un diagnóstico potencial en personas con síntomas respiratorios y antecedentes de exposición a aves.

El tratamiento de la psitacosis generalmente implica el uso de antibióticos, como la doxiciclina o la azitromicina, que son efectivos para combatir la bacteria Chlamydia psittaci. En casos más graves, puede ser necesaria la hospitalización para administrar antibióticos intravenosos y proporcionar apoyo respiratorio si se desarrolla neumonía4.

Prevención de la psitacosis:

La prevención de la psitacosis en humanos se centra en evitar la exposición a aves infectadas o potencialmente infectadas. Algunas medidas de prevención incluyen:

  • Lavarse las manos con frecuencia, especialmente después de manipular aves o limpiar jaulas.
  • Usar equipo de protección personal, como guantes y mascarillas, al manipular aves enfermas o sus entornos.
  • Mantener una buena higiene en las áreas donde se mantienen las aves, incluida la limpieza regular de jaulas y superficies.
  • Evitar la compra de aves de origen desconocido o de criaderos no confiables.

 

Plan de cuidados5:

  1. Riesgo de infección relacionado con exposición a la bacteria chlamydia psittaci.
    • Objetivo: Prevenir la propagación de la infección y promover la curación.
      • Intervenciones:
        • Implementar precauciones de contacto y de gotas para reducir el riesgo de transmisión de la enfermedad a otros pacientes y personal de salud.
        • Educación del paciente y los familiares sobre las medidas de prevención de la infección, incluyendo la importancia del lavado de manos y la desinfección de superficies.
        • Monitorear signos de infección secundaria y reportar cualquier cambio al equipo médico.
  2. Alteración de la respiración relacionada con neumonía por psitacosis.
    • Objetivo: Mejorar la función respiratoria y prevenir complicaciones.
      • Intervenciones:
        • Monitorizar constantemente los signos vitales, incluyendo la frecuencia respiratoria, la saturación de oxígeno y la presión arterial.
        • Fomentar la movilización temprana y la respiración profunda para mejorar la ventilación pulmonar.
        • Administrar oxígeno suplementario según sea necesario y mantener la vía aérea despejada.
  3. Dolor relacionado con la tos y la dificultad para respirar.
    • Objetivo: Aliviar el dolor y mejorar el confort del paciente.
      • Intervenciones:
        • Proporcionar analgesia según las necesidades del paciente, utilizando analgésicos apropiados y técnicas de relajación.
        • Fomentar la posición cómoda para facilitar la respiración y reducir el malestar.
        • Aplicar compresas tibias en el área del pecho para aliviar la tensión muscular asociada con la tos.
  4. Conocimiento deficiente sobre la psitacosis y su manejo relacionado con falta de información.
    • Objetivo: Mejorar la comprensión del paciente y los familiares sobre la enfermedad y su tratamiento.
      • Intervenciones:
        • Proporcionar información educativa sobre la psitacosis, incluyendo las causas, síntomas, diagnóstico y opciones de tratamiento.
        • Responder a las preguntas y preocupaciones del paciente y los familiares de manera clara y comprensible.
        • Facilitar la consulta con un especialista en enfermedades infecciosas o un educador en salud para obtener más información y apoyo.
  5. Riesgo de desequilibrio hidroelectrolítico relacionado con fiebre y pérdida de líquidos por sudoración.
    • Objetivo: Mantener el equilibrio hidroelectrolítico y prevenir la deshidratación.
      • Intervenciones:
        • Monitorear estrechamente el balance de líquidos y electrólitos, incluyendo la ingesta y la producción de líquidos.
        • Fomentar la ingesta adecuada de líquidos, preferiblemente agua y electrolitos, para prevenir la deshidratación.
        • Administrar líquidos intravenosos según las indicaciones del médico para corregir cualquier desequilibrio hidroelectrolítico.

 

Este plan de cuidados de enfermería se centra en abordar las necesidades físicas, educativas y de prevención de infecciones del paciente con psitacosis, con el objetivo de promover su recuperación y bienestar general. Es fundamental adaptar el plan a las necesidades individuales del paciente y revisarlo regularmente para garantizar su efectividad y relevancia continua.

BIBLIOGRAFÍA

  1. García-Ordóñez MÁ, Blanco-González JI, Villanueva-Agero R, Pozo-Muñoz F. Brote de psitacosis en la comarca norte de Málaga. Atención Primaria. 2012 Feb;44(2): e11-2.
  2. Jiménez-Cordero J, Jiménez-Pernudo O. Cefalea, fiebre y mialgias: neumonía atípica por Chlamydia psittaci. Semerg. 2016. 42 (5) 338-40.
  3. Espinosa de los Monteros MT, Laguna Sorina JA, Rueda da Domingo MT, López Hernández B, Bermejo Pérez MJ, Sabonet JC. Brote de psitacosis en Granada. Rev Esp Salud Pública. 2005 Sep-Oct;79(5):591-7.
  4. Stewardson AJ, Grayson ML. Psittacosis. Infect Dis Clin North Am. 2010 Mar;24(1):7-25.
  5. NANDA Internacional. Diagnósticos Enfermeros: Definiciones y Clasificación, 2009-2011. Barcelona: Elsevier; 2010.

 

Publique con nosotros

Indexación de la revista

ID:3540

Últimos artículos