Proceso de atención de enfermería en paciente con retención aguda de orina. Caso clínico

6 abril 2024

AUTORES

  1. Omara Gaspar Tobajas (Graduada en Enfermería. Urgencias. Hospital Ernest Lluch Martín. Servicio Aragonés de Salud). Calatayud, Zaragoza. España.
  2. María Jessica Bueno Moros (Graduada en Enfermería. Unidad de Cirugía. Hospital Ernest Lluch Martín. Servicio Aragonés de Salud). Calatayud, Zaragoza. España.
  3. Celia María Montesinos García (Graduada en Enfermería. Unidad de Oncología. Hospital Ernest Lluch Martín. Servicio Aragonés de Salud). Calatayud, Zaragoza. España.
  4. Reyes Antón Agudo (Técnico en Cuidados Auxiliares de Enfermería. Urgencias. Hospital Ernest Lluch Martín. Servicio Aragonés de Salud). Calatayud, Zaragoza. España.
  5. Claudia Gascón San Miguel (Graduada en Enfermería. Unidad de Cuidados Especiales. Hospital Ernest Lluch Martín. Servicio Aragonés de Salud). Calatayud, Zaragoza. España.
  6. Carolina Ruiz Hernández (Graduada en Enfermería. Unidad de radioterapia. Hospital Ernest Lluch Martín. Servicio Aragonés de Salud). Calatayud, Zaragoza. España.

 

RESUMEN

Paciente de 78 años con hiperplasia benigna de próstata que acude por presentar oliguria desde hace más de 10 horas y dolor abdominal. Se confirma diagnóstico de retención aguda de orina y se procede a evacuación de la orina mediante sondaje vesical. Se elabora un plan de cuidados personalizado para mejorar el bienestar del paciente, así como educar sobre los cuidados de la sonda vesical.

PALABRAS CLAVE

Retención aguda de orina, sondaje vesical, hiperplasia benigna de próstata.

ABSTRACT

A 78-year-old patient with benign prostatic hyperplasia presented with oliguria for more than 10 hours and abdominal pain. The diagnosis of acute urinary retention was confirmed and urine was evacuated by catheterization. A personalized care plan was drawn up to improve the patient’s well-being, as well as to educate him about bladder catheter care.

KEY WORDS

Acute urinary retention, bladder catheterization, benign prostatic hyperplasia.

INTRODUCCIÓN

La retención urinaria se trata de la acumulación de líquido en la vejiga por la incapacidad para orinar y, por lo tanto, de vaciar la vejiga correctamente. Se produce la distensión de la vejiga, la alteración en la contracción del músculo detrusor y la imposibilidad para la micción.

Se produce con más frecuencia en hombres debido, principalmente, a una hiperplasia benigna de próstata (90%)1,2,3.

Etiología:

Las principales causas que producen una retención de orina pueden ser:

  • Hiperplasia benigna de próstata (HBP). Es la más frecuente. Los pacientes con HBP presentan dificultad para iniciar la micción.
  • Nefroesclerosis, a consecuencia de infecciones del tracto urinario recurrentes, puede provocar una estenosis de la uretra.
  • Litiasis en la vejiga pueden provocar una obstrucción de la uretra.
  • La cirugía del abdomen o de la pelvis puede afectar al correcto funcionamiento del detrusor.
  • Traumatismos que afecten a órganos de las vías urinarias (vejiga, uretra, tejidos perineales).
  • Los fármacos como por ejemplo los anticolinérgicos, antidepresivos, fármacos tricíclicos, antihistamínicos pueden producir una alteración en el correcto vaciado de la vejiga.

 

Manifestaciones clínicas:

En una retención urinaria, el paciente presenta dificultad para miccionar y vaciar completamente la vejiga. Puede producirse la eliminación de pequeñas cantidades de orina por desbordamiento (25-50 ml).

En la exploración aparece una vejiga distendida lo que producirá dolor en zona suprapúbica. Esto recibe el nombre de globo vesical. Además, el paciente presenta sensación constante de ganas de orinar.

Si el problema persiste puede producirse una distensión de los uréteres, denominada hidrouréter, y de los riñones, lo que recibe el nombre de hidronefrosis1,2,3.

Diagnóstico:

Se realiza mediante la aparición de la clínica antes mencionada, globo vesical a la palpación en zona suprapúbica y la realización de una ecografía.

Tratamiento:

Una vez confirmada la retención urinaria, se procederá a evacuar la orina retenida a través de una sonda vesical (primera opción) o una talla vesical (cuando el sondaje vesical esté contraindicado).

En una retención aguda de orina es necesario realizar un sondaje vesical para evitar complicaciones como la hidronefrosis. Normalmente se elige una sonda vesical de calibre medio (14-16 Fr). En pacientes con HBP, una sonda vesical con punta Tiemann facilitará el procedimiento del sondaje. Además, el uso de lubricante con una pequeña concentración de anestésico mejora el malestar del paciente durante el sondaje vesical.

Es importante pinzar la sonda vesical 10-15 minutos cada 200-250 ml de orina evacuada para evitar una descompresión rápida de la vejiga. Si esto se produce, el paciente presentaría hematuria, palidez, sudoración e hipotensión arterial (respuesta vasovagal)1,2,3.

PRESENTACIÓN DEL CASO CLÍNICO

Paciente de 78 años que acude al servicio de urgencias hospitalarias por presentar desde hace más de 10 horas imposibilidad para la micción y dolor en hipogastrio. Refiere haber ingerido 1 litro de agua en la última hora y presentar empeoramiento de la clínica.

ANTECEDENTES PERSONALES: hiperplasia benigna de próstata (HBP) en seguimiento por urología, DM y DLP.

ALERGIAS: penicilina y derivados.

CONSTANTES VITALES:

  • Tensión arterial: 147/82 mmHg.
  • Frecuencia cardíaca: 85 lpm.
  • Temperatura: 36,7ºC.
  • Saturación de oxígeno: 96%.

 

Durante la exploración física, el paciente presenta globo vesical y dolor a la palpación en zona suprapúbica. Para confirmar retención aguda de orina se realiza ecografía de abdomen a pie de cama. Se observa globo vesical de gran tamaño por lo que se procede a la realización de sondaje vesical permanente, mediante técnica estéril, por parte del personal de enfermería.

Una vez sondado el paciente, tras la salida inmediata de más de 250 ml de orina clara, se debe pinzar la sonda vesical tras cada 200-250 ml de orina evacuados evitando de esta manera una hemorragia por descompresión brusca de la vejiga. Finalmente se obtiene una diuresis de 950 ml.

VALORACIÓN DE LAS NECESIDADES BÁSICAS SEGÚN EL MODELO DE VIRGINIA HENDERSON

  1. RESPIRACIÓN: Eupneico.
  2. ALIMENTACIÓN E HIDRATACIÓN: Sigue una dieta variada y equilibrada. Escasa ingesta de agua. Bebe 3-4 vasos de vino al día.
  3. ELIMINACIÓN: Alteración de la eliminación, presenta disuria desde hace varios días e imposibilidad para la micción desde hace más de 10 horas.
  4. MOVILIDAD: Autónomo.
  5. REPOSO/SUEÑO: Sin alteraciones.
  6. VESTIRSE/DESVESTIRSE: Independiente.
  7. TERMORREGULACIÓN: Sin alteraciones.
  8. HIGIENE Y ESTADO DE LA PIEL: Higiene corporal adecuada, piel íntegra.
  9. SEGURIDAD: Paciente consciente y orientado.
  10. COMUNICACIÓN: Sin alteraciones.
  11. CREENCIAS Y VALORES: No valorado.
  12. TRABAJAR/REALIZARSE: Jubilado.
  13. ACTIVIDADES RECREATIVAS Y DE OCIO: No valorado.
  14. APRENDER: Precisa educación sanitaria sobre el proceso de atención realizado en el servicio de urgencias.

 

PLAN DE CUIDADOS DE ENFERMERÍA, DIAGNÓSTICOS DE ENFERMERÍA POR TAXONOMÍA NANDA, NOC, NIC4,5,6

Se elabora un plan de cuidados personalizado para el paciente siguiendo la taxonomía NANDA, NOC y NIC:

[00023] Retención urinaria r/c obstrucción urinaria m/p distensión vesical.

Objetivos NOC:

  • 0503 Eliminación urinaria.
  • 0502 Continencia urinaria.

 

Intervenciones NIC:

  • 0620 Cuidados de la retención urinaria.
  • 0570 Entrenamiento de la vejiga urinaria.
  • 0600 Entrenamiento del hábito urinario.

 

Actividades:

  • Evaluación del patrón de micción del paciente.
  • Enseñar medidas para estimular la micción.
  • Asesoramiento sobre el uso de dispositivos de control de la micción.
  • Enseñanza sobre la importancia de una micción regular.

 

[00004] Riesgo de infección r/c sondaje vesical.

Objetivos NOC:

  • 1908 Detección del riesgo.
  • 1924 Control del riesgo: proceso infeccioso.

 

Intervenciones NIC:

  • 1876 Cuidados del catéter urinario.
  • 0580 Sondaje vesical.

 

Actividades:

  • Recopilar antecedentes e información del paciente para realizar un historial médico completo.
  • Identificar los factores de riesgo de infección del paciente.
  • Educar al paciente y a la familia sobre las medidas de prevención de infecciones.
  • Enseñar al paciente a identificar cuáles son los signos y síntomas de infección.

 

CONCLUSIONES

Tras la evacuación de 950 ml de diuresis, el paciente recibirá el alta hospitalaria a domicilio con sondaje vesical con tapón durante 1 semana, control por su médico de atención primaria y retirada de la SV en su centro de salud.

Se explican signos y síntomas de alarma y se enumeran una serie de recomendaciones a seguir antes de ser dado de alta.

 

BIBLIOGRAFÍA

  1. Castilla Camacho S., Jiménez Murillo L., Llamas Quiñones L., Montero Pérez FJ. Retención aguda de orina. En: Jiménez Murillo L., Montero Pérez FJ. Medicina de urgencias. Guía terapéutica. 3 ed. Barcelona: Elsevier; 2011. 384-385.
  2. Asociación Española de Urología [Internet]. Madrid;2023. [Citado 30 de octubre de 2023]. Disponible en: https://aeuexp.aeu.es/areas-de-experiencia/signos-y-sintomas/retencion-aguda-de-orina-rao/
  3. Lemone P., Burke K. Enfermería medicoquirúrgica. Pensamiento crítico en la asistencia del paciente. 4 ed. Madrid: Prentice Hall; 2009. 869-870. Vol. 1.
  4. NANDA diagnósticos enfermeros: definiciones y clasificación 2018-2020. 11 ed. Barcelona: Elsevier; 2019.
  5. Clasificación de Intervenciones de Enfermería (NIC). 7ed. Elsevier; 2018.
  6. Clasificación de resultados de Enfermería (NOC). 6ed. Elsevier; 2018.

 

Publique con nosotros

Indexación de la revista

ID:3540

Últimos artículos