Tortícolis muscular congénita: artículo monográfico.

5 septiembre 2022

AUTORES

  1. Ana López Ruiz. Fisioterapeuta del Servicio de Salud del Principado de Asturias.

 

RESUMEN

La tortícolis muscular congénita es un trastorno musculoesquelético congénito caracterizado por el engrosamiento y acortamiento del músculo esternocleidomastoideo que provoca una inclinación y rotación limitada de la cabeza, además de una masa en el vientre muscular del músculo afectado. El diagnóstico precoz es fundamental para iniciar el tratamiento lo antes posible, siendo la terapia física el pilar fundamental para prevenir y evitar las numerosas secuelas que pueden producirse si no se trata a tiempo, las cuales, una vez instauradas pueden llegar a requerir corrección quirúrgica.

 

PALABRAS CLAVE

Tortícolis muscular congénita, esternocleidomastoideo, anomalías congénitas, rehabilitación precoz.

 

ABSTRACT

Congenital muscular torticollis is a congenital musculoskeletal disorder characterized by thickening and shortening of the sternocleidomastoid muscle causing limited head tilt and rotation, as well as a mass in the muscle belly of the affected muscle. Early diagnosis is essential to start treatment as soon as possible, physical therapy being the fundamental pillar to prevent and avoid the numerous sequelae that can occur if not treated on time, which, once established, may require surgical correction.

 

KEY WORDS

Congenital muscular torticollis, sternocleidomastoid, congenital abnormalities.

 

DESARROLLO DEL TEMA

La tortícolis muscular congénita (TMC) es una deformidad postural congénita debida al acortamiento unilateral del músculo esternocleidomastoideo (ECOM) y que se manifiesta en una actitud viciosa en flexión lateral cervical ipsilateral, rotación cervical contralateral y ligera flexión y elevación del hombro homolateral.

La TMC se considera la tercera causa más común de deformación músculo- esquelética en pediatría, solo por detrás de la displasia de cadera y el pie zambo1,2,3 y viene acompañada de una serie de afecciones secundarias como pueden ser la plagiocefalia, la asimetría facial, problemas dentales, actitudes escolióticas o incluso el retraso del desarrollo neuromotor.

La etiología de esta enfermedad no está clara, si bien existen distintas teorías que la asocian con parto traumático, oligohidramnios, malposición intrauterina. Como factores de riesgo que han sido asociados encontramos: primíparas, disminución del movimiento fetal, presentación de nalgas, parto instrumentalizado, trauma perineal durante el parto, gestación múltiple, feto de gran tamaño1,6.

Podemos clasificar la tortícolis muscular congénita en 3 tipos en orden de gravedad creciente1,3,4:

  • Postural: se presenta como la preferencia postural del bebé, pero sin tensión muscular ni restricción de rango de movimiento pasivo. Su resolución es normalmente espontánea o con tratamiento conservador.
  • Muscular: rigidez del esternocleidomastoideo y limitación de rango de movimiento pasivo. Es la manifestación más común (82% de los casos) revolviéndose con intervención fisioterápica de manera precoz y solo en un 3% de los casos en los que se retrasa la terapia se recurre a intervención quirúrgica.
  • Masa en el músculo o también llamado fibromatosis colli: presenta un engrosamiento fibrótico en el vientre del ECM y limitación del rango pasivo. Es la forma más grave, el 8% requiere intervención quirúrgica si no se recibe tratamiento precoz

Puede manifestarse en el momento del nacimiento o hasta 2-4 semanas después, afectando hasta al 16% de los recién nacidos 2,3,7, una cifra nada desdeñable y a tener en cuenta, más si cabe con las grandes secuelas que puede acarrear si no es tratada a tiempo.

La afectación es mayor en el género masculino con una proporción de 3 hombres por cada 2 mujeres, y predomina su aparición en el lado izquierdo. El registro de presencia bilateral es prácticamente nulo, solo se han registrado casos muy concretos5.

El diagnóstico y la evaluación inicial son claves para la detección precoz. Inicialmente se lleva a cabo un examen físico del lactante valorando su postura espontánea, el músculo esternocleidomastoideo (palpando en muchas ocasiones en busca de tumoraciones), exploración del rango pasivo y activo de movimiento, asimetrías, etc. También pueden incluirse pruebas como radiografía en dos proyecciones para excluir alteraciones óseas, ecografía, tomografía computerizada o resonancia magnética.

Cuando se diagnostica temprano, los resultados suelen ser muy buenos. Con una rápida instauración del tratamiento, conseguimos un gran impacto en la recuperación, siendo más rápida y completa en estos niños afectados de tortícolis2.

Entre los objetivos que buscamos con el tratamiento están la recuperación de la movilidad libre de la columna cervical, conseguir una correcta alineación de la cabeza con tronco y extremidades y favorecer el desarrollo psicomotor normal. Para ello, realizaremos10,11,12,13:

  • Prevención de la plagiocefalia: variar la posición de la cabeza con frecuencia. Si ya está instaurada el pediatra puede prescribir un casco craneal.
  • Medidas posturales.
  • Utilizar los reflejos primitivos para que el niño gire el cuello en el sentido de la corrección (por ejemplo estímulos cutáneos alrededor de la boca).
  • Masaje transversal suave en la tumoración y termoterapia superficial antes de la realización de estiramientos9.
  • Estiramientos pasivos, se enseñan a la familia para que puedan repetirlos cada 3 horas. Se realizan de forma suave y con el niño lo más relajado posible.
  • Estimulación de la movilidad activa: se inicia cuando el niño presenta control cefálico, utilizando juguetes y desplazándose en el sentido de la corrección. Por ejemplo: ejercicios en suspensión lateral, estimular el decúbito prono y los volteos desde MMII y en secuencia lenta para que el niño levante la cabeza y tonificar su musculatura.
  • Ultrasonidos: si la tumoración es de gran tamaño o si tras dos meses de tratamiento no hay una disminución de su tamaño. Dosis de 0,5-1 w/cm2 pulsátil.
  • Educación a los padres para prevenir asimetrías: destacar la importancia del juego boca abajo y movimiento activo de todo el cuello.

La intervención quirúrgica se lleva a cabo si el tratamiento de fisioterapia no ha sido efectivo.

 

BIBLIOGRAFÍA

  1. Osegueda-Mayen JR, Capuano-Tripp P, Unda-Haro JP. Tortícolis muscular congénita. Acta Pediatr Mex. 2022;43 (2):141-145. https://www.medigraphic.com/cgi-bin/new/resumen.cgi?IDARTICULO=105020
  2. Carmona-Espejo A, González-Villén R. Tortícolis muscular congénita. Actualización en terapias. Rev Mex Med Fis Rehab. 2020; 32 (3-4): 52-61.
  3. Grda. Mª José Turrillo Castro, Dra. Yoana González González, Grda. Alejandra Alonso Calvete, Dra. Iria Da Cuña Carrera. TERAPIA FÍSICA EN LA TORTÍCOLIS MUSCULAR CONGÉNITA, UNA REVISIÓN SISTEMÁTICA. MEDICINA NATURISTA 2022; Vol. 16. N° 1 — I.S.S.N.: 1576-3080 57. Facultad de Fisioterapia, Universidad de Vigo
  4. Kaplan SL, Coulter C, Sargent B. Physical Therapy Management of Congenital Muscular Torticollis: A 2018 EvidenceBased Clinical Practice Guideline From the APTA Academy of Pediatric Physical Therapy. Pediatr Phys Ther. 2018 Oct;30(4):240-290. doi: 10.1097/PEP.0000000000000544
  5. Carenzio G, Carlisi E, Morani I, Tinelli C, Barak M, Bejor M, et al. Early rehabilitation treatment in newborns with congenital muscular torticollis. Eur J Phys Rehabil Med. 2015;51(5):539-45.
  6. Hardgrib N, Rahbek O, Møller Madsen B, Maimburg RD. Do obstetric risk factors truly influence the etiopathogenesis of congenital muscular torticollis. J Orthop Traumatol [Internet]. 2017 [citado 24 Oct 2021]; 18(4):359-64. https://pubmed.ncbi.nlm.nih.gov/28664414
  7. Hernández-Dinza PA, Omar-Martinez E. Caracterización clínica, radiológica y epidemiológica de niños con secuelas de tortícolis muscular congénita. Rev Inf Cient. 2022;101(3 Especial). http://revinfcientifica.sld.cu/index.php/ric/article/view/3809
  8. Kuo A, Tritasavit S, Graham J. Congenital Muscular Torticollis and Positional Plagiocephaly. Ped in Review. 2014; 35(2):79-87. http://pedsinreview.aappublications.org/content/suppl/2014/02/08/35.2.79.DC1.htm
  9. Xiao Y, Chi Z, Yuan F, Zhu D, Ouyang X, Xu W, et al. Effectiveness and safety of massage in the treatment of the congenital muscular torticollis. Medicine (Baltimore). 2020; 99(35):1-8. https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pmc/articles/PMC7458238/
  10. Bárbara Leyanis, Núñez Sánchez, Gabriela Esthefania, Vargas Bonifaz. Fisioterapia en la rehabilitación del lactante con tortícolis muscular congénita. Universidad Nacional de Chimborazo. 2021. http://dspace.unach.edu.ec/handle/51000/7748
  11. Ana Soria Arbilla. María Graz Zugasti. Tortícolis muscular congénita. Abordaje fisioterapeútico. 2019. Revista Electrónica de PortalesMedicos.com – ISSN 1886-8924. https://www.revista-portalesmedicos.com/revista-medica/torticolis-muscular-congenita-abordaje-fisioterapeutico/
  12. González-Maza M, Rodríguez-Reyes M. Protocolo de rehabilitación en el paciente con tortícolis muscular congénita. Revista Cubana de Medicina Física y Rehabilitación. 2013; 5 (2): 153-165. http://revrehabilitacion.sld.cu/index.php/reh/article/view/181
  13. Pérez Manuela, Ortega F Ximena, Lillo Susana, Moenne B Karla, Escaffi J Juan Antonio, Pérez S Carolina. Tortícolis en la edad pediátrica: Revisión pictográfica. Rev. chil. radiol. 2013; 19( 3 ): 125-133. http://www.scielo.cl/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S071793082013000300007&lng=es. http://dx.doi.org/10.4067/S0717-93082013000300007

 

Publique con nosotros

Indexación de la revista

ID:3540

Últimos artículos